Banner - 970x250

¿Es el final de la banca tradicional?

final-banca-tradicional

Si lo pienso detenidamente, como usuario particular, sólo necesito un banco si tengo que pedir una hipoteca o para tener una cuenta donde domiciliar la nómina y los recibos. Para todo lo demás, hay otras empresas que me ofrecen mejores productos y servicios que los que te ofrece un banco. Y que además, hacen mejor el trabajo y son más competitivos en costes.

En el momento en el que se pueda pedir una hipoteca y hacer todos los tramites online, no se me ocurre ningún motivo por el que necesitaría pisar una sucursal de un banco. Por lo que desde mi punto de vista, la extensa red de oficinas bancarias, creo que tiene los días contados. Yo al menos, no le encuentro ningún sentido.

Te puedo comprar el argumento, de que para servicios especializados, como la gestión patrimonial o los servicios a empresas, es necesario que haya oficinas para reunirse con el especialista. Pero ni eso. Hoy en día, el gestor de empresas es el que visita al cliente en su negocio. Y para el tema de asesoramiento patrimonial, te diría que en breve, el espacio de reunión será terreno neutral.

Es cierto, que tradicionalmente las oficinas y el trato personal, han permitido que los empleados de los bancos establezcan relaciones con los clientes, que al ganarse su confianza, conseguían traducirlo en venta de productos y servicios. Pero hoy en día, no estoy del todo seguro, si el margen que les deja la actividad es suficiente para cubrir los costes de tener un espacio físico de venta.

¿Quién va a la oficina del banco hoy en día y para qué?

Con el horario que tiene una oficina bancaria, salvo que no tengas trabajo, tengas mucha flexibilidad laboral o un negocio propio, estés de vacaciones o trabajes a turnos, no puedes ir a una sucursal a hacer nada.

Con lo cual, es la gente mayor y los jubilados o desempleados, los que tienen tiempo disponible para ir presencialmente a la oficina a les atiendan o hacer gestiones.

El resto de clientes, actualmente pueden hacer por banca online o desde la App móvil, prácticamente cualquier cosa que se te ocurra 24 horas al día 7 días a la semana, sin pisar una oficina de un banco. No hay nada, que no se pueda hacer ya por canales autoservicio.

¿Para sacar dinero? Al cajero ¿Para pagar un recibo? Con una foto con el móvil, por el cajero o banca online ¿Pagar una tasa o impuesto? Por banca online ¿Para hacer una transferencia o pagar un recibo? ¿Estás de coña? Por el móvil o banca online. Y ¿para pedir moneda extranjera para un viaje? Muchos bancos, ya te lo envían a casa.

Cualquier cosa que se te ocurra. Un duplicado de un recibo, un extracto, un certificado de titularidad, una reclamación de un cargo con tarjeta,… cualquier cosa se puede hacer a distancia. Hasta quejarse y poner una reclamación.

Como decía al principio, sólo pisaría una oficina de un banco para informarme de las condiciones y negociar una hipoteca. Y también para gestionar una testamentaría de un familiar fallecido. Aunque creo que esto también se puede hacer en remoto en muchos bancos. Y lo que no se pueda hacer ahora, es cuestión de tiempo que lo desarrollen y habiliten.

¿Para qué sirven las oficinas de los bancos?

Ahora mismo, las oficinas de los bancos solo sirven para vender malos productos y cobrar comisiones a clientes sin conocimientos y poco informados. Y este nicho de clientes que no saben y se dejan asesorar en las oficinas bancarias, se está acabando. Los jóvenes son nativos digitales, que se informan antes de decidir en  internet y contrastan lo que se les dice antes de tomar una decisión.

Que yo sepa, rara vez los clientes les preguntan dónde invertir los ahorros en un banco. Los fondos y planes de pensiones que vende un banco, los consigue, porque normalmente los empleados cogen de las orejas a los clientes con algún pretexto, les sientan y les intentan convencer. Pero casi nunca, es una respuesta reactiva a una solicitud de un cliente.

Con lo cual, mientras haya clientes que no sepan o no se enteren, les seguirán vendiendo productos poco competitivos, con los que los bancos ganan dinero, y a duras penas cubren los costes de una oficina y el sueldo de los empleados.

¿Cuánto queda para que esto se acabe? ¿Cinco, tal vez diez años? No lo sé. Pero no parece que sea muy sostenible.

¿Qué cosas hacen otras empresas mejor que los bancos?

Cuenta y tarjetas sin comisiones sin condiciones. Neobancos y bancos móviles como N26, Bnext, Rebellion, Orange Bank, Revolut y un largo etcétera.

Fondos de inversión y planes de pensiones para invertir los ahorros. Los productos de la casa de los bancos, son sin excepción mucho más caros y tienen peores resultados que otras alternativas. Un ahorrador e inversor informado, puede invertir en fondos indexados de bajo coste o planes indexados en  Myinvestor, Indexa Capital, inbestMe o contratar fondos de gestión activa o cualquier otro sin pagar el sobrecoste de las retrocesiones en ironIA.tech escogiendo entre 18.600 fondos a cambio de una suscripción anual o plataformas de clases limpias de fondos como EBN banco.

Para comprar acciones. Jamás se me ocurriría volver a comprar acciones con un banco comercial y menos en oficina. Las comisiones son altísimas y cobran por todo: custodia, cobro de dividendos, traspaso de valores… agencias de valores como Click Trade, Rentamarkets, o los extranjeros Degiro o XTB donde las comisiones son prácticamente cero o cero, por poner algunos ejemplos.

Transferencias internacionales o en divisa: Wise

Reintegros y pagos en el extranjero sin comisiones: Nuevamente cualquier neobanco como Myinvestor, Revolut, Wise, Bnext…

Contratar seguros. Normalmente, siempre es mejor contratar directamente con la compañía de seguros o con un corredor especializado. Súper competitivos los seguros online como Génesis, Línea Directa, etc. Pero ni loco iría a un banco a contratar un seguro de hogar, vida, salud, coche o decesos. Al final pagas entre un 20-40% más, que es la parte de la prima que la aseguradora reparte con el banco y normalmente en la entidades financieras no controlan muy bien los detalles de los productos del ramo asegurador. Hacen venta cruzada y punto.

Préstamos personales. En este punto, los bancos son razonablemente competitivos. Y los sistemas de scoring y asignación de preconcedidos, son bastante buenos. Pero aun así una financiera online como Younitedcard, Cofidis, Cetelem, etc. te puede llegar a dar mejores condiciones.

Comprar electrodomésticos como móviles, televisiones, smartphones, etc. ¿En serio en un banco? Zapatero a tus zapatos ¿no? Creo que ya conoces sitios mejores donde comprar esta cosas.

¿Van desaparecer los bancos?

Creo que es el final de la banca tradicional tal y como la conocemos, pero no el final de la banca. La red de oficinas es evidente que se hace insostenible. Y carece de sentido en nuestros tiempos para la forma en la que se trabaja.

Debe converger a un modelo más tecnológico para ser sostenible. Eso implica desarrollar y transformar los procesos, para llevarlos a otros canales y lograr una buena experiencia de cliente. Mejorando la satisfacción.

Los bancos quizá se deberían plantear de una vez ofrecer asesoramiento financiero independiente con buenos productos con coste explícito y tratar a los clientes con respeto, sin traicionar las relaciones de confianza. Hacer un asesoramiento global. Lo que implica hablar de fiscalidad. Si se hace una declaración de la renta, hay que cobrarla y hacerla bien. Si quieres hacer planificación financiera y hablar del futuro del cliente, tienes que tener un software para presentar propuesta e ir guardando los registros al estilo Charles Schwab.

Pero acabar ya con la banca de colocar productos malos y caros a gente que no tiene educación financiera y no sabe que se la están colando. Formar a los empleados, no sólo para cumplir con la normativa, sino para que de verdad puedan ejercer como asesores financieros y aportar valor añadido con conocimientos.

Sobra gente de la red comercial, porque no todos van a valer la nueva banca en oficina. Pero sigue haciendo falta gente para gestionar la morosidad y recuperaciones. Para el call center o la atención al cliente y asesorar clientes en remoto como hace ING. O como gestores digitales de créditos e hipotecas. No es el fin de la banca tradicional. Es el comienzo del gran cambio de la banca comercial.

También te puede interesar:

6 Comentarios

Participa en la conversación y déjame un comentario.

  1. Una corrección, las hipotecas ya se pueden pedir enteramente online por ejemplo en Myinvestor. Y el resto de bancos no lo hacen porque no quieren.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Gcp900.

      Gracias por la observación. Ya sé que ya hay entidades que hacen hipotecas online. No sólo Myinvestor, también ING o EVO Banco. Y me consta que algunas entidades de banca tradicional, también se están metiendo en esta guerra. Aunque no sé muy bien como harán para la lectura de FEIN, minuta etc. Igual lo hacen por videoconferencia, con una grabación y luego certifican con Logalty... no sé.

      Desde el lado cliente, tampoco te puedo decir con precisión, porque no ando pidiendo hipotecas todas las semanas. Pero creo que los bancos tradicionales llevan esa negociación a la oficina con los clientes de renta media alta, para hacerles un "traje a medida", que también es donde consiguen venta de cruzada de productos, a cambio puedes conseguir condiciones mejores a las soluciones estandarizadas.

      Pero bueno, en general tampoco es que haya un gran valor añadido. Presencial o no, es una cuestión de disponibilidad y preferencias. La verdad es cuantas mas vueltas le doy, mas claro es que al 80% de red de oficinas le quedan los días contados.

      Un saludo.

      Eliminar
  2. Desde el desconocimiento, creo que en las oficinas bancarias también se dan/negocia finaciación a pymes/autonomos. Aunque supongo que hoy en día con poco margen de decisión en la oficina, vendrá todo cuadriculado desde lo servicios centrales.

    Pienso por ejemplo en los creditos ICO de está pandemia, no se si puede ser un ejemplo de credito dado en las delegaciones.

    Lo que también se está empezando a oler no es ya la desparición de las delegaciones, sino del propio banco y su infraestructura bancaria.

    Ya se vislumbra posible tener la infraestructura basica de un banco sin empleados y reduciendo la gente IT, todo informatizado. Y por encima, el que sepa ejecutarlo, creará "la ultima milla" que lo haga accesible al cliente.

    Como hace Apple, que usa una infraestructura comun y libre para sus sistemas operativos, pero se encarga de ponerlo bonito y accesible para que llegue a toda la población. (Y ese software de sistema operativo te lo vende en forma de gadgets/hardware, pero eso es otra historia)

    Mucha banca del s. XX (banca digital) va a desaparecer en el trance. Si consigues apostar por la que va a ser capaz de ejecutar el cambio, esa, esa va a ser un cohete.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Entrópico.

      El crédito a pymes y autónomos entra dentro de la banca especializada que tiene más probabilidades de sobrevivir. Aunque cada vez las decisiones están más basadas en un scoring que se alimenta de más fuentes de información, siempre hay zonas grises para que la delegación de riesgos y el factor humano entre en juego para decidir.

      Pero la predicción del riesgo de impago y la decisión de conceder o no y hasta donde, ya sea en particulares o empresas, también se puede automatizar. Por eso, lo poco que contratan los bancos ahora, son ingenieros, matemáticos, físicos, telecos etc. Hay que programar la máquina que calcula el "probability default" y mantenerlo actualizado, al momento de mercado y a la política comercial del banco en cuestión. Y con el big data, cada vez es mas preciso el dictamen. Pero hay que saber extraer el valor de los datos.

      Todo se estandariza o se puede informatizar. Y eso se ve no sólo en los límites de crédito preconcedidos a particulares, sino los que se hacen también para empresas.

      El ahora denostado ex presidente de BBVA, paco González, ya decía que el banco tenía que transformarse en una empresa de software. Y van por ahí los tiros. En abrir la plataforma a clientes y no clientes y cobrar una suscripción por usar el programa que te da acceso al marketplace financiero. Como hacemos por el paquete de office de Microsoft o la cuota de Netflix. Y contratar lo que quieras, del proveedor que más te interese. Pero en ese escenario, te sobran el 90% de las oficinas y la plantilla que tienen los bancos no sirven para esa nueva "banca tech".

      BBVA o Bankinter, creo que son los más avanzados en ese mundo. Aun así, no son ágiles. La transformación va más lenta de lo que requieren los tiempos. Por eso no sé si van a ser capaces de sobrevivir. Van a cerrar bancos, eso seguro. Lo hay en el pleistoceno, actualizando libretitas y dando pensiones a los abuelos... En fin. El tiempo nos lo dirá.

      Un saludo.

      Eliminar
  3. Pero que tienes contra los abuelos?. Crees que cuando los nativos digitales lleguen a viejos van a seguir operando como en la actualidad?. Aunque exista software de claves, dónde van a dejar sus claves que, seguro, van a olvidar?.
    Y por otra parte, seguramente habrás visto sudar a alguien en un aeropuerto por no poder acceder a su tarjeta de embarque digital, por no tener batería o porque se le ha bloqueado el móvil. De verdad estamos dispuestos a paralizar un país por un fallo de energía eléctrica?. Es que ya nadie piensa en las alternativas?.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Mis finanzas.

      Yo no tengo nada en contra de los abuelos. Que por cierto, para actualizar una libreta o para que el dispensador de dinero, también hace falta electricidad. La pregunta es ¿Qué tienen en contra de los abuelos las entidades financieras que no han pensado en ellos?

      Salvo para venderles un seguro de decesos, no piensan en ellos y en sus necesidades. ¿Tan difícil hubiese sido crear una cabina automatizada de reintegros en las oficinas con toda la tecnología que tenemos?. Entra el abuelo, le identifica por reconocimiento facial, le sale un asistente virtual y la cara de una señorita en una pantalla u holograma que le habla. ¿Cuánto dinero quiere sacar señor/a? Dice X, firme aquí y ya está. Le da la pasta. Y no, algo que me parece mucho peor, obligar a una persona de 80 años a ir con su tarjeta a un cajero a la calle. Que al final se hace la picha un lío, se pone nervioso/a, se le pasa el tiempo y le traga la tarjeta.

      Los milenials en el futuro, seguramente no tendrán que recordar claves. Funcionaremos con identificación biométrica. Imagen, huella, iris y sobre todo voz.

      Lo de la energía para que funcione todo, ya es un problema global, no sólo para las finanzas. ¿Te imaginas de que servirían las criptomonedas si nos quedamos sin suministro de energía? No, si yo es que en este disco duro, tengo guardado un trillón de bloques de datos de bitcoin y ethereum...

      El desarrollo de los procesos es lo complicado. Pero confío en que vayamos mejorando.

      Un saludo.

      Eliminar

Publicar un comentario

Participa en la conversación y déjame un comentario.

Artículo Anterior Artículo Siguiente