Banner - 970x250

Cómo beneficiarte de la PRÓXIMA CRISIS

beneficio-proxima-crisis

La gente no está preparada para la próxima crisis. Y mucho menos, los jóvenes inversores que se han incorporado a los mercados en los 2-3 últimos años. Que sólo han visto un mercado en calma y subidas espectaculares en muchos activos. Donde ha sido muy fácil invertir y ganar dinero.

Pero una de las cosas que tienes que saber cuándo inviertes tu dinero, es que las crisis, los momentos de pánico y los días negros de bajadas, forman parte de los mercados. Y no hay forma de quedarse sólo con lo bueno y evitar la parte negativa. Porque por naturaleza, somos realmente malos haciendo predicciones. Así que no queda otra que estar a las buenas y a las malas.

Los que ya tenemos unos años y hemos sobrevivido a las crisis pasadas, tenemos grabado a fuego en nuestra memoria lo que se siente en medio de un crash bursátil o una crisis global.

Cómo sacar beneficio de la próxima crisis

Si tienen algo bueno las crisis, es que corrigen los excesos y desinflan las burbujas. En una especie de destrucción creativa. Hay modelos de negocio que desaparecen, otros que se transforman y adaptan, mientras que algunos nuevos, emergen con fuerza.

Cuando el pánico invade los mercados financieros, no se distingue entre buenos y malos activos. En general, aumenta la correlación de los activos. El miedo hace que muchos inversores se deshagan de sus posiciones, buscando en la liquidez un lugar seguro donde proteger su patrimonio.

Es en ese contexto, donde surgen las mejores oportunidades de inversión. Los buenos negocios, sólo están baratos en las crisis. Y eso, hay que saber aprovecharlo. Por lo tanto, si te habías quedado fuera del mercado esperando una corrección para entrar o no encontrabas el momento adecuado, ahora, no te puedes asustar y echar atrás. Porque este es el momento.

Cada vez que las bolsas sufren unas bajadas generalizadas de más del 10%, hay que salir a comprar. Las grandes crisis, son las rebajas de la bolsa. Y como todas las rebajas, las crisis, también se acaban y las oportunidades se pasan.

Y si ya estabas invertido, lo primero que tienes que hacer, es revisar tu cartera de inversión. Si estás muy poco diversificado, porque tienes una cartera de valores concentrados. O si estás muy expuesto a sectores cíclicos o empresas muy endeudadas, deberías de hacer algunos ajustes. Lo ideal es estar muy diversificado globalmente y aguantar el chaparrón.

Si tienes liquidez, invierte. No hay ninguna duda de que lo que compres a estos precios te hará ganar dinero en el futuro. Qué sentido tiene mantener las inversiones sólo para recuperar. Si esperas que suba, invierte todo el dinero que no necesites a corto plazo. Escalona las entradas. Cada 5% a partir de un 10% de caída, añade una parte. Y así hasta que el mercado llegue a su punto de inflexión.

Una forma buena y sencilla para aprovechar una crisis, es invertir en fondos indexados. Aunque una alternativa aún mejor, es invertir por factores. Y una tercera alternativa (con cierto riesgo de selección), es dejar tu dinero en manos de algunos buenos gestores activos. La inversión en valor, se suele mover bien en este tipo de escenarios.

¿Cuánto duran las crisis?

No hay una medida exacta. Si nos basamos en datos pasados de la bolsa americana desde 1800, las crisis duran una media de 28 meses. Y se superan por término medio en 60 meses. Aunque depende mucho de la causa que la origine. Las crisis provocadas por sucesos puntuales (como lo fue la pandemia) o como puede suponer un conflicto bélico en Ucrania como escenario, duran poco tiempo en comparación y la recuperación, llega mucho más deprisa.

meses-recuperacion-bolsa

Lo que tienes que pensar cuando inviertes en mitad de una crisis o cuando te mantienes firme con tus inversiones, es ¿Dónde estarán los mercados dentro de 10 años? Es en el largo plazo donde sabemos que se gana dinero. Olvídate del ruido del corto plazo. Eso no importa. Siempre hay algo por lo que estar preocupado. Pero la historia nos dice que somos capaces de adaptarnos y sobreponernos ante cualquier tipo de adversidad. Ya hemos pasado otras muchas crisis financieras de diversa índole. Hubo guerras, asesinatos de presidentes y otras desgracias. Pero aquí seguimos.


¿Qué es lo que no hay que hacer cuando llega una nueva crisis?

Lamento mucho cuando veo que un cliente que acaba de empezar a invertir, incumple el plan de inversión y reembolsa sus fondos o vende sus acciones a las primeras dificultades o las primeras valoraciones negativas. Lo considero un fracaso, porque creo que no he sabido hacerle entender bien cómo funciona todo esto de las inversiones. O no se le ha perfilado adecuadamente.

La regla número uno de cualquier inversor, es no sufrir pérdidas irrecuperables de capital. Y cuando vendes en un mal momento, pierdes todas las posibilidades de obtener un rendimiento justo para tu dinero. Y lo que es peor. Te verás enormemente empobrecido, cuando por la huella de una mala experiencia, te niegues a invertir tus ahorros futuros.

El verdadero riesgo, es que tus objetivos financieros personales no se lleguen a materializar. Porque siendo posibles, por una serie de malas decisiones, no seas capaz de sacar la rentabilidad que podías obtener respetando tu plan de inversión.

La crisis no es el problema. Son tus emociones

Todos los que se van a arruinar en la próxima crisis, son personas que han tomado malas decisiones. Porque sí, habrá cadáveres. No lo dudes. Pero sobretodo, personas que han dejado que sean las emociones las que guíen su conducta. No sólo hablo del miedo o de la avaricia. También tiene que ver el ego y la autopercepción de estar por encima de los demás, por haber ganado algo de dinero durante un tiempo por puro azar y no saber reconocerlo.

No hay una combinación peor que la avaricia y el exceso de confianza en una persona con pocos conocimientos financieros y un mal temperamento. Ya lo decía Warren Buffett:


Así que, céntrate en controlar tus emociones. Mucha gente inteligente hace cosas estúpidas con su dinero. No se trata de ser más o menos listo. Porque lo cierto es que para ser un buen inversor, la parte realmente complicada, es tener la actitud y la mentalidad adecuada. Y eso se demuestra en los malos momentos.

También te puede interesar:

2 Comentarios

Participa en la conversación y déjame un comentario.

  1. Por eso me gusta dividendos, ya te lo he dicho muchas veces .
    Ten pongo un ejemplo, telefonica es un gambszo q cometi ,le pierdo ahora 29%, tengo para muchísimo tiempo para recuperar.
    Q hago pues bajar precio medio con las acciones ,va lento pero va poco a poco.
    El día q me conse venderé los derechos y liquidez, q son más de 1000e al año.
    O sea un sueldo cada año a mayores.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola José,

      Cada uno tiene su estilo. No hay una solución general para todo el mundo. Cada cual según sus preferencias y circunstancias personales. Lo que sí que hay es una forma óptima de actuar en determinadas situaciones de mercado. Y ahí, es donde no podemos fallar.

      Un saludo.

      Eliminar

Publicar un comentario

Participa en la conversación y déjame un comentario.

Artículo Anterior Artículo Siguiente