Ahorrar con bancos éticos en España es posible



bancos-eticosResulta curioso cómo puede influir una crisis financiera en nuestras conductas en relación con decisiones sobre dinero. 

Tras el estallido de la crisis, de 2008 a 2010 ahorrar en España era rentable. Los tipos de interés estaban mucho más altos que ahora y además se pagaban intereses irracionalmente altos en los depósitos de los bancos. Había lo que conoce como una guerra por el pasivo. Los bancos sabían lo que se les venía encima (o tal vez no), necesitaban liquidez y pagaban un precio elevado por el dinero. 

Después hubo un tiempo entre 2011-2012 en que al ahorrador en España le entró miedo. Llegó el génesis de la nueva banca con la metamorfosis de las ahora extintas cajas de ahorros. Ya no se miraba tanto el interés, entonces importaba también la solvencia y la marca. 

Y no era para menos, pues estuvimos al borde del rescate financiero directo. Porque en realidad, si se instrumentó un rescate indirecto a través del Banco central Europeo y el sistema financiero. Hubo fuga de capitales al extranjero. 

Y fue en ese momento, cuando los bancos éticos en España alcanzaron su mayor auge. Al calor de movimientos sociales como el 15M, se señaló a la banca culpable de la crisis (la banca tradicional, claro) y se despertó una conciencia del uso que se había hecho del dinero. 

Pero ¿ahora? Ahora qué. 

Todo aquello quedó atrás. Y nuestra memoria frágil que todo lo olvida, enterró el pasado reciente bajo una nueva realidad. El dinero ya no vale nada. Los bancos que han sobrevivido a la selección natural, han sido los más aptos y el dinero de los ahorradores españoles ha vuelto a sus balances. 

Entonces ¿fueron los bancos éticos una moda pasajera? Ni sí, ni no, ni todo lo contrario. Lo que ocurre es que la psicología del dinero, nos hace tener comportamientos un poco injustificables a veces. 

Así tan pronto hubo quien pensó en que el ahorro solidario era una forma más justa de gestionar su dinero, se vio desengañado por algunas de las opciones de la banca ética y por otra, al final nuestro lado racional, nos lleva a lo de siempre. 

Pero ahí está #Podemos, que ha dejado heridas abiertas tras las Elecciones europeas y además de remover conciencias, ha vuelto a agitar el cocktail de las arengas en contra de la banca tradicional y el capitalismo. 

Por eso es que tal vez puede haber una nueva ola que impulse el ahorro ético. Pero no nos engañemos, optar por un modelo de banca diferente que tiene una filosofía de dirigir el dinero hacia fines solidarios, no es sólo un punto de vista de un pensamiento político. 

Tiene que ver con que hay mucha gente que va más allá de obtener un rendimiento y recibir un servicio bancario. Gente que ve valor añadido en un banco cuando le dicen lo que hacen con su dinero o que puede decidir que se hace con su dinero, sea mucho o poco. 

Y es que ahorrar con bancos éticos en España es posible y además es una opción más que debería de valorar cualquier ahorrador. 

Al final un banco es lo que es. Coge dinero con una mano a un precio y lo usa con la otra para obtener un rendimiento. Pero en ese proceso de intermediación, hay algo más que un simple margen financiero. Hay una forma de transformar la sociedad. Y en función de cómo se use ese dinero y lo que se financie con él, el impacto en el medioambiente, en el entorno, etc. es diferente. 

Sea un banco tradicional o un banco ético, no te engañes, para sobrevivir tiene que ganar dinero. Si no muere. Por muy ético y sostenible que sea. La diferencia entre un modelo de banca y otro, está en la codicia y en los principios. 

Por eso creo que los bancos éticos en España deberían de ocupar un espacio más importante en el sistema financiero. Cómo me dijo un amigo hace poco, ahora que los intereses están tan bajos, igual es buen momento para ahorrar con fines solidarios. 

No sé si decirte que puedes valorar esa posibilidad con un argumento tan frívolo como base, pero al menos sí que deberías de conocer que bancos éticos hay en España, con lo que plantearte una alternativa distinta de gestión de tu dinero. 
 
FIARE, Fundación de Inversión y Ahorro Responsable, creada en 2003 en País Vasco, es la más antigua de las opciones éticas. Con el respaldo de la italiana Banca Popolare Etica. 

Triodos Bank, es probablemente la opción más comercial de los bancos éticos en España. Que tiene también arraigo y origen en otro país europeo con importante tradición de ahorro social y sostenible, como es Holanda. 

Coop 57, Servicios Financieros Éticos y Sostenibles, es otra de las entidades donde el cliente o socio, sabe y decide donde va su dinero. Y que además no ha parado de crecer en los últimos años. 

Oiko Credit, es otra de los exponentes de las finanzas éticas y que tiene su vertiente más internacional. No sólo presente en España sino en muchos más países, colabora financiando proyectos de impacto social en mercados donde por los niveles de pobreza otros bancos se niegan a entrar. 

Ya es hora de que te preocupes de lo que hace tu banco con tus ahorros y que consideres los bancos éticos que hay en España, una opción más con la que decidir dónde poner el dinero, más allá de un tipo de interés. 

También te puede interesar:

No hay comentarios

Participa en la conversación y déjame un comentario.

Con la tecnología de Blogger.