¿Qué harías si tuvieras tiempo y dinero?

que-harias-si-tuvieras-tiempo-dinero

Pasamos mucho tiempo soñado con tener más dinero para vivir mejor. Aspiraciones que nos mueven a hacer cosas que quizá no nos gusten demasiado, pero que aceptamos pensando en que ese trance, nos llevará a un futuro mejor. 

En muchas ocasiones, esa vida soñada no llega nunca. O nos llega, pero demasiado tarde. Cuando ya no tenemos edad, salud, ni las ganas de hacer todas esas cosas que fantaseábamos de más jóvenes, que haríamos si tuvieras dinero y tiempo por delante. 

Hablamos mucho de ahorrar dinero, privándonos hoy, para poder invertir, formar un capital y vivir mejor mañana. Una meta financiera, que para muchos tal vez sea un motor que les empuje seguir adelante. Pero, si por alguna razón ese objetivo futuro se anticipase, cómo utilizarías ese tiempo disponible y en qué gastarías ese dinero abundante. 

He conocido de cerca varios casos en los que o bien por azar o después de muchos años de esfuerzo, alcanzaron ese estatus económico tan deseado. Pudiendo decidir dejar su empleo o su negocio, pues ya no lo necesitaban para poder vivir. Disponiendo así de todo su tiempo. 

Tras la alegría inicial de todos ellos, vi como al cabo de cierto tiempo, varios entraron en depresión o se llenaron de desánimo o frustración.  ¿Qué les había ocurrido? 

Charlando con uno de ellos, me reconocía que ahora lo más duro para él, era que ya no encajaba en el circulo social en que se solía mover. Al principio estuvo muy bien. Los primeros meses fueron como unas largas vacaciones. Pero luego, la cosa cambió. 

Ya no le era fácil encontrar gente con la que disfrutar de su tiempo, pues los demás tenían obligaciones y que haceres, como por ejemplo ir a trabajar. Por las mañanas las horas se le hacían eternas. Y lo peor de todo, era que algunos amigos, ya no eran tan amigos. La envidia disfrazada de reproches sutiles, se había convertido en la tónica habitual en cada encuentro. 

Y ya se sabe que, en la envidia española, no se desea tener lo que el otro tiene. Sino que alguna desgracia haga que el envidiado, ya no tenga lo que tiene, para regocijo del envidioso. 

Así que no me resulta extraño que, para muchos, el ¿qué harías si tuvieras tiempo y dinero?, no es un objetivo en si mismo. Sino una meta lejana que sirve de motivación, para ir disfrutando de un tránsito hacia algo mejor, sabiendo que se va por el buen camino. Pero sin llegar a lograrlo en ningún momento. Y te parecerá una ridiculez. Pero algunos entre los que me incluyo, somos felices manteniendo viva la ilusión por conseguir un logro. Y cuando este desaparece por imposible o alcanzado, nos invade la desazón. 

Así que a veces hay que tener cuidado con lo que desea. Porque en ocasiones se cumple. De modo que hay que ir disfrutando de las pequeñas victorias y satisfacciones que nos regala el proceso de ir en busca de algo mejor.

Eso o rebajar las expectativas. Porque ese puede ser otro de los problemas. A veces esperamos demasiado. Y todo nos parece poco. Saber valorar lo que se tiene, no significa conformarse. Ni mucho menos. 

Pero ojo con las frustraciones, porque nos esperan a todos a la vuelta de la esquina. No digamos ya el cuidado que hay que tener con las comparaciones. El bienestar comparado con el que consideramos más próximo e igual a nosotros, es una enfermedad, que puede corroer los principios hasta del más íntegro de los hombres. 

¿Me gustaría tener un millón de euros? Claro, ¿a quien no? Pero quizá no tanto como me gustaría ser dueño de todo mi tiempo hasta el último de mis días. Aunque no cabe duda de que, sin dinero, ese tiempo puede convertirse en un sufrimiento mortal. 

Vivimos en un mundo monetario, donde pensamos que los que dominan ese mundo, son quienes tienen más dinero para consumir y poseer. Y ansiamos demostrar que estamos por encima del resto. O al menos de los que tenemos más cerca. 

No te fíes de alguien a quien no le gusta el dinero. Me decía un amigo ya hace tiempo. Hoy pensándolo me reía. Probablemente lo que más miedo nos da, es alguien que no sufre por las mismas cosas que nosotros y que tiene unos valores por encima de los nuestros. Sabernos vacíos de moral, es una realidad que aterra a cualquiera. Pero por desgracia, muchos jóvenes de hoy día, sólo piensan en dinero. En dinero fácil, además. 

La verdad es que me entretengo con mis inversiones. Y me motiva fijarme unos objetivos. No sé muy bien qué haría si tuviera tiempo y dinero en abundancia. Más allá de la tranquilidad y la capacidad que me proporcionaría de solucionar problemas, creo que el dinero no me serviría para mucho más. Lo que verdaderamente me asusta es como cambiaría mi vida disponiendo de todo mi tiempo. 

A veces tener obligaciones en la vida, te da una cierta sensación de control y también un argumento para emitir alguna queja sobre la que conversar. Puedo entender que personas como Bill Gates u otros millonarios, que en gran medida han logrado aquello a lo que aspiraban con creces, dediquen gran parte de su riqueza a la filantropía. 

Creo que entiendo bastante bien a Warren Buffet cuando dijo eso de que se estaba divirtiendo más que cualquier otra persona de 88 años en el mundo. Él sabe como aprovechar su tiempo mucho más que su dinero. Que ya es decir. 

Venga, mójate ¿Qué harías si tuvieras tiempo y dinero?

También te puede interesar: 

11 comentarios:

  1. A usted se lo voy a contar... no vaya a ser que la sutil envídia de algunos se disfrace de golpeantes impuestos u otros mecanismos intentando fastidiarme la meta... ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jaja bueno, la verdad es que hay muchos obstáculos que sortear para llegar a ser rico en tiempo y dinero. Y para mantener el estatus, conviene también ser discreto.

      Un saludo.

      Eliminar
  2. Por eso dios nos hizo pobres, para no aburrirnos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jaja la suerte es la de los que trabajan en algo que les divierte y son tan felices con lo que hacen que piensan que en realidad no trabajan y les pagan por pasarselo bien.

      Un saludo.

      Eliminar
  3. El caso es quejarse,las penas con dinero son menos penas.
    Solo con poder elegir ya es suficiente motivo para tener dinero y si no lo puedes siempre regalar y seguir trabajando.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola José.

      El dinero es una herramienta muy útil si se sabe emplear bien. El problema es que todos queremos tenerlo sin esfuerzo y en general, si uno quiere poder elegir, necesita renunciar a ciertas cosas ahora y pensar en el mañana. El difícil, pero no es imposible.

      Otra cosa es que sufrimos porque no lo conseguimos de manera instantánea o no queremos sufrir para conseguir nuestros objetivos. Ahí llega la frustración, pero hay que medir. Eso y calibrar los deseos y no caer en las garras del consumismo.

      Por cierto, los ricos también se mueren.

      Un saludo.

      Eliminar
  4. En mi caso particular yo trabajo en algo que me gusta, voy a pie al trabajo y me considero bien pagado y sin estrés en mi trabajo.

    No busco tanto la independencia financiera como el tener una segunda fuente de ingresos que me dé un sobresueldo y la tranquilidad de tener un colchón para poder subsistir en caso de que las cosas empezaran a ir mal y tuviera que cambiar de trabajo. Más allá de ésta seguridad, ganar o gastar más dinero no aumenta significativamente la felicidad y creo que se debería buscar por ejemplo siguiendo la pirámide de Maslow:

    https://es.m.wikipedia.org/wiki/Pir%C3%A1mide_de_Maslow

    Si sigo invirtiendo más capital en los mercados es más bien por seguir consolidando la base de la pirámide y por seguir aprendiendo, y porqué no, porque disfruto manejando mis propias inversiones y viendo como crecen.

    Llegar a mi jubilación con una millonada para gastarme en viagras y poco más habiendo pasado grandes privaciones toda mi vida, definitivamente no está hecho para mi ¡Jajaja!

    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Luis C.

      Muchas gracias por compartir tu opinión. Sin duda alguna, hay que disfrutar de nuestro tiempo y dinero en el presente, porque el mañana no lo tenemos asegurado ninguno.

      Pero también te digo que, para poder invertir hay que ahorrar. Y para poder ahorrar hay que conservar parte de lo ganado. Luego, no de manera muy austera, pero si que hay que vivir con cierta contención en el gasto.

      Y no se trata tanto de llegar a ser millonario cuando te jubiles, sino que te puedas permitir vivir con tranquilidad y seguridad en la última etapa de tu vida, sin esperar que Papá Estado se ocupe de eso.

      Un saludo.

      Eliminar
    2. Pues si, en el término medio está lo ideal. Yo me pasé unos 10 años ahorrando y viviendo frugalmente y hice un buen colchón invertido. Ahora ya llevo unos 7 o 8 años que hago más gasto para no volverme un ávaro ¡Jajaja! pero aún así cada mes aumenta mi ahorro...

      Un saludo.

      Eliminar
    3. Buenas..os cuento mi experiencia..mi marido ha tenido la gran suerte de prejubilarse con 43 años y quedarse con una pensión equivalente al salario mínimo (en su país de origen y por su tipo de trabajo pudo hacerlo).Con eso y mi sueldo vivimos bastante bien aunque no seamos millonarios y nos tengamos que preocupar como tantos por el futuro, así que el hace de amo de casa con dos niños pequeños y yo trabajo. Sinceramente.. ojalá yo tuviera la oportunidad de hacer lo mismo, bueno , pues no hay día que alguien le pregunté si está cómodo así, si no echa de menos trabajar, si piensa estar así toda la vida...y sabéis cuál es su respuesta????? Qué está encantado! En qué momento nos hemos vuelto esclavos de nuestro trabajo? El autor del artículo no viajaría por todo el mundo si tuviera tiempo y dinero? No colaboraría con alguna ONG? No haría un curso de creación literaria o de lucha israelí?? Por favor..no me vendan que no trabajar es un rollo y que si no curras te viene la depre..que a mí me viene la depre de pensar lo que me queda por cotizar sin que me garanticen que voy a ver un duro

      Eliminar
    4. Yo creo que depende mucho de la persona y de sus circunstancias. Desde luego que me encantaría dar la vuelta al mundo si tuviese tiempo y dinero. O por lo menos viajaría hasta cansarme. Pero con dos niños pequeños la cosa cambia y mucho.

      En cualquier caso creo que disponer de todo tu tiempo para hacer con él lo que te plazca hasta el último de tus días, con un sustento económico holgado, es el mayor ejercicio de libertad de puede hacer una persona en su vida. Pero sólo unos pocos privilegiados pueden disfrutar de semejante situación. Y algunos de los que pueden hacerlo, pierden la cabeza y echan a perder su vida, por tener dinero y tiempo para gastarlo.

      Un saludo.

      Eliminar

Participa en la conversación y déjame un comentario.

Con la tecnología de Blogger.