¿Es My Money Coach ING Direct el asesor digital que estabas esperando?


may-money-coach

Dicen los estudios que en 20 años la mitad de las profesiones que hoy conoces desaparecerán por la robotización y el avance de la tecnología. Lo que incluye, según los expertos, a los asesores financieros tradicionales. 

Hay un gran revuelo en la banca tradicional, con eso de la transformación digital y tecnológica de los servicios financieros y lo mucho que pueden cambiar las cosas en poco tiempo. 

No les falta razón. Seguro que habrás oído hablar ya de eso que llaman las fintech. Unas empresas tecnológicas, que prestan servicios en una pequeña parte del negocio o del proceso bancario y que le ha empezado a dar mucho miedo a los bancos de siempre. 

Entre esos cocos digitales que han surgido en los últimos años, están los robo advisors o asesores digitales. Que básicamente son algoritmos que procesan un montón de datos e información y te dicen dónde invertir tu dinero. 

De momento no suponen una gran amenaza a la forma de asesoramiento tradicional. De hecho pueden ser casi hasta complementarios. La clave es que aún no ha habido nadie que haya sabido sintetizar el valor añadido que reporta el trato persona a persona a la hora de atender las necesidades financiaras personales. Pero hace poco ING Direct ha lanzado My Money Coach. ¿Lo conoces? ¿Es este el asesor digital que esperabas?

Personalmente creo que ING ha dado en el clavo al lanzar My Money Coach. Tanto en el tiempo como en la forma. Aunque personalmente todavía lo veo algo escaso de funcionalidades, supongo que lo irán puliendo poco a poco. 

Tienen una gran base de clientes y son los primeros que te ofrecen la posibilidad de asesorarte para tres cuestiones que a todos nos preocupan, como son rentabilizar el ahorro a medio plazo, ahorrar para comprar casa y ahorrar para la jubilación. Y también fuera aparte tienen una herramienta para hacer presupuestos y metas de ahorro y una aplicación que te dice donde gastas el dinero. 

La verdad que te puedo decir que lo mismo he visto algunas limitaciones en My Money Coach, he encontrado algunas ventajas muy interesantes tanto para ING como para ti como cliente. 

Lo primero de todo, tienes que saber que para que te hagan una propuesta de inversión, el asesor financiero tiene que conocerte muy bien. Y si todavía no te conoce te tiene que preguntar un montón de cosas para hacerlo, algunas de las cuales igual no te apetece contar.

No son muy íntimas que digamos, pero tocan temas financieros que a la gente y seguramente a ti personalmente tampoco te gusta comentar. Cosas como cuanto ganas, si gastas mucho, donde tienes tu dinero y como lo tienes invertido. Que deudas tienes. Tu estado civil, si tienes personas a cargo, etc.

Información necesaria para poder hacerte una propuesta de inversión en condiciones, pero que somos reacios a revelar, porque supone hacer un striptease financiero. 

Así que si por un lado se dice que el asesor financiero tradicional no puede desaparecer, porque tiene el conocimiento, la empatía y la confianza de la persona. Pero tal vez un servicio como My Money Coach pueda acortar un poco más las distancias. 

Como hay de todo en la vida y cada cual tiene sus rarezas, seguro que hay quien prefiere decirle estas cosas a una máquina antes que a una persona, en la intimidad de su casa con un ordenador o desde el móvil sigilosamente en cualquier parte del mundo. Para gustos los colores. 

Lo que ING ha conseguido hacer al sacar My Money Coach es sintetizar todo el proceso del asesoramiento financiero para tres objetivos de inversión muy concretos y hacer que sean los clientes a demanda, quienes se fabriquen una propuesta de asesoramiento puntual de manera muy fácil y rápida. Con la consiguiente ventaja para ING que sin mancharse las manos, cumple con todas las exigencias de la CNMV en materia de asesoramiento. 

Me ha hecho gracia ver que en el pdf descargable de la propuesta personalizada de inversión, hay más hojas de términos y condiciones, que de explicación de la propuesta. 

Comentarios aparte, My Money Coach me ha parecido una herramienta muy potente, porque consigue de un plumazo hacer muy fácil algo que es muy complicado para los asesores hacer en oficinas. Así ING sólo se tiene que centrar en publicitar y dar a conocer el servicio de asesoramiento financiero online. Todo lo demás lo haces tú cuando quieras desde donde quieras.

De todas formas My Money Coach tiene una gran limitación. Y es que como el asesoramiento digital se hace dentro del marco del asesoramiento dependiente, sólo te van a ofrecer sus productos. 

Y a pesar de que en el cuestionario le puedes decir a ING Direct el dinero que tienes en otros bancos, acciones y fondos etc., esa información queda en una zona gris, que al final puede hacer que la propuesta de inversión no sea del todo adecuada. Porque se pierde la visión global. 

El día que una plataforma de distribución de fondos o un banco online ofrezca un servicio como My Money Coach bajo asesoramiento independiente y 100% online u operativo desde un dispositivo móvil, entonces sí que puede que estemos ante el asesor financiero online del futuro. 

Aunque puede que no estemos tan lejos. Parece que dentro de poco habrá que asociar el número móvil a una cuenta bancaria y simplemente sabiendo el número de teléfono de una persona, se podría enviar giros y recibir dinero desde el teléfono. Por lo que no veo que esté tan lejos un sistema abierto de asesoramiento global, basado en la operativa móvil y en los Smartphone como eje principal. ¿Qué le pedirías tú a un servicio de asesoramiento online? ¿Cómo te gustaría que fuese?

También te puede interesar:

No hay comentarios

Participa en la conversación y déjame un comentario.

Con la tecnología de Blogger.