Header Ads

Alternativa a la desaparición de la Orden de Traspaso de efectivo (OTE)



orden-de-traspaso-de-efectivo

A estas alturas tienes que estar aburrido de haber oído hablar de la normativa SEPA que ha entrado en vigor el 1 de febrero de 2014.

Es muy probable que si trabajas, tu empresa te haya pedido que le facilites el código IBAN de tu cuenta para poder seguir abonándote la nómina. Que no es otra cosa que tu número de cuenta de siempre, precedido de las letras ES y dos dígitos de control adicionales. Y seguramente tu administrador de fincas, el del gimnasio u otras empresas de servicios que te domicilien el cobro te hayan pedido el BIC y SWIFT

Son cosas que a lo mejor te suenan a chino, pero su uso es cotidiano y son necesarias conocer. 

Una de las consecuencias que va a tener la entrada en vigor de la normativa SEPA, es la desaparición de la Orden de traspaso de Efectivo, también llamada OTE. 

Por si ahora mismo no caes en que eran eso de las OTEs, te diré que es una operación bancaria que permite traspasar dinero de una cuenta de un banco a otro con el mismo titular o titulares.  Era una operación que tardaba 4 días hábiles en materializarse y que no tenía coste. ¿Qué consecuencias va a tener la desaparición de las Órdenes de Traspaso de Efectivo?

Igual no te acuerdas, pero seguro que lo has hecho alguna vez para pedir dinero a tu cuenta de un banco a otro como alternativa a ordenar una transferencia. Es la forma típica en la que te podías llevar dinero de un banco a otro sin comisiones, cuando querías hacer un depósito y no querías andar por la calle con mucho dinero en metálico.  

Luego la primera consecuencia de la desaparición de las OTEs, va a tener consecuencias sobre el bolsillo del consumidor. Si hasta ahora te podías pedir dinero sin coste, ahora vas a tener que pagar una comisión por transferencia, negociar un cheque bancario o pedir en tu oficina que te preparen el dinero en efectivo. 

Así a priori mala noticia, porque habrá que pagar más comisiones bancarias o se limitará la operativa. Visto desde este punto de vista en principio sólo gana la banca. 

Pero en realidad también se van a ver notablemente perjudicados por la desaparición de las órdenes de Traspaso de Efectivo. Básicamente porque cuando quieras retirar el dinero del banco y no pagar comisiones, el banco va a tener que llamar un furgón blindado, que cuesta una pasta. Y a la inversa, al haber más movimiento de dinero de papel moneda, las oficinas van a superar su encaje de efectivo con más facilidad. Lo que va a suponer un incremento de coste para las oficinas muy alto por el mayor número de blindados. 

Eso en cuanto al tema de operativa y costes. Pero también perjudica a la banca por el lado de que dificulta la captación de dinero de la competencia, que es su negocio esencial. Lo normal es que si ahora tienes que mover una cantidad de dinero importante o pagues comisión o asumas el riesgo de llevarlo metido en una bolsa del súper para no llamar la atención. 

Pero la desaparición de la Orden de Traspaso de Efectivo, no sólo afecta a la banca tradicional. La que peor lo va a tener es la banca online. Que evidentemente al no tener sucursales o tener puntos físicos, pierde funcionalidad y comodidad. Mucha gente tiene ordenadas OTEs periódicas para pasar dinero de un banco a otro, por promociones nómina u otros motivos y ya no se va a poder hacer. 

Por eso para resolverlo y como alternativa a la orden de traspaso en efectivo, la banca y especialmente la banca online, está trabajando en adaptar sus sistemas a los adeudos directos o Debit Direct.

Este nuevo sistema para mover dinero de un banco a otro y que va a sustituir a las OTEs, funciona de forma muy similar a la generación de remesas de recibos.  

La ventaja va a ser que se va a poder traer dinero en plazo efectivo de un día para las órdenes de adeudo directo de tipo CORE. El problema viene dado en el hecho de que el dinero anotado en cuenta, no estará disponible hasta un plazo entre 7 y 44 días, dependiendo de diversos factores y de las condiciones que cada entidad decida establecer. 

De modo que el sustituto natural de las OTEs, debería ser los adeudos directos tipo Core. Lo que ahora hay que ver es cuánto tiempo tardan los bancos en adaptarse y las condiciones en que finalmente va a quedar implantado. 

Quiero pensar que por la cuenta que les tiene, harán lo posible para que la desaparición de la orden de traspaso de efectivo no sea muy traumática, a pesar del posible incremento en ingreso por comisiones bancarias que podrían tener por otro  lado. 

También te puede interesar:

5 comentarios:

  1. Alguien me puede explicar quien gana con ésto y con que fin lo han cambiado. No entiendo nada.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Mario.

      La adaptación a la normativa SEPA no es sólo cosa de España, sino de todo el sistema bancario de la UE. En España ha traido consigo ese efecto colateral de la desaparición de la orden de traspaso de efectivo. Pero se supone que el desarrollo de la norma tiene más ventajas. Cómo por ejemplo, no tener la necesidad de abrirte una cuenta en el país si te vas a trabajar a Alemania y que tu pagador te pueda enviar dinero al mismo coste de un pago nacional.

      Un saludo.

      Eliminar
  2. Pues en ING Direct y en Evo Banco se puede seguir pidiendo dinero de tu otras cuentas de bancos sin comisión.

    Es un sistema nuevo que han puesto en marcha en febrero y que es algo así como pasar un recibo a tu cuenta pero sin coste. Supongo que todos seguirán el mismo camino. ¿no?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola!

      Desde Evo Banco no te lo puedo confirmar aun, pero ING si está usando el sistema debit direct como sustituto a las OTEs. Pero el problema es que aplican un límite de indisponibilidad de 7 días, que puede llegar a ser hasta 10 días teniendo en cuenta los días no hábiles.

      No termino de ver muy claro como van a resolver el problema de la operatividad de este tipo de órdenes. Especialmente los bancos online que son los que más lo van a sufrir.

      Por lo que sé en el resto de entidades tradionales por el momento no tienen mucha más solución que exonerar las comisiones por ingreso de cheques para captación de dinero. Por otro lado la picaresca de algunos, ya ha ideado un método para movilizar saldos mediante suscripciones y posterior traspaso de saldos sobre fondos monetarios. No genera en principio ningún coste directo, pero no me parece que sea una buena solución para importes pequeños. Veremos que sale por ahí en los próximos días.

      Un saludo.

      Eliminar
  3. El problema que surge con el cambio de la OTEs por los adeudos es más complicado de lo que pensáis a priori. En un recibo tienes hasta dos meses para poder devolverlo, podría darse el caso, de que por ejemplo pidieras un adeudo de 100.000 euros a ing , por ejemplo, y en ing de colocan uno de sus fantásticos productos de ahorro/inversión. Si desde tu banco original, cancelarás el recibo, desde el banco receptor, estarían obligados a devolver el dinero íntegramente. Y se habría creado un gran problema.

    ResponderEliminar

Participa en la conversación y déjame un comentario.

Con la tecnología de Blogger.