-->

jueves, 25 de septiembre de 2014

Widgets

Cómo invertir en inmuebles mediante subastas de embargos online

subastas-embargos
Al nivel a que se están poniendo los tipos de interés que remuneran el ahorro, la inversión en inmuebles vuelve a tener cierto atractivo. Y una de las formas de hacerlo es acudiendo a las subastas de embargos judiciales de Hacienda. 

Aún siguen llegando a subasta infinidad de lotes de inmuebles, producto de embargos no sólo a particulares, sino también de empresas. Locales, naves industriales, garajes, terrenos, trasteros, etc. Cualquier activo inmobiliario que te puedas imaginar. 

Por eso si tienes dinero, paciencia y tiempo, puedes hacerte con propiedades inmobiliarias a precios muy interesantes, gracias a las subastas de embargos

Las nuevas tecnologías también han trasformado el mercado de subastas de inmuebles. Ahora es posible incluso pujar por internet, mediante las llamadas subastas online de Hacienda

Ahora no hace falta acercarse a los tablones de anuncios de los juzgados para informarse de las subastas. Desde el portal de subastas judiciales y electrónicas del Ministerio de justicia o en la web de la Agencia Tributaria de subastas on-lne, puedes informarte de todos los procesos y valorar si puedes pujar por algún chollo. 
Las subastas de embargos es un mercado de oportunidades. Pero toda inversión considerada como tal, debe generar un retorno. Ya sea vía rentas o plusvalías. Piensa siempre que todo inmueble en cartera genera unos costes de mantenimiento considerables. 

En primer lugar IVAs, ITPs, honorarios de Notario, Registros y gestorías en la adquisición. Pero después año a año y mes a mes, son gastos de comunidad, contribuciones e impuestos municipales diversos que hay que pagar. Suma gastos de conservación y reparación. A eso añádele el posible riesgo de depreciación del activo inmobiliario. Luego que un reducido precio no te conduzca a una compra precipitada. A través de subastas de embargos online se puede comprar activos muy interesantes como inversión o para uso propio. Pero nunca confundas su valor con el precio. 

Para poder comprar inmuebles embargados mediante subastas online AEAT, sólo necesitas tener un certificado electrónico de persona física o jurídica.

Hay tres tipos de procedimientos mediante los cuales puedes adjudicarte lotes de inmuebles embargados. Las Subastas, los concursos o las adjudicaciones directas. 

Para pujar en los primeros procesos es preciso previamente hacer depósito del 20% del precio de salida. 

Muchas veces el proceso de subasta de embargos se alarga pasando por varios estadios, al quedar desiertas o no haberse presentado pujas consideradas suficientes por el juez. 

En ocasiones ocurre que las subastas de lotes se prolongan, convocando dos o hasta tres procesos de adjudicación, llegando al proceso de adjudicación directa. Donde se puede pujar sin hacer depósito y sin mínimo. Normalmente el juez puede desestimar las pujas por considerarlas insuficientes. Pero en otros casos basta con ofrecer el 30% del precio de salida para hacerse con locales o plazas de garaje.

Aunque todos los activos tengan un valor teórico de mercado, el desconocimiento de las subastas y los procedimientos, así como la peculiaridad de algunos tipos de inmuebles, reduce los potenciales compradores. Lo que permite que se puedan compran cosas a precios de ganga. 

Uno de los problemas que puede haber con las subastas de embargos, es que casi siempre se va a ciegas con el inmueble a subasta. Y aunque haya unos plazos que a uno le permitan recabar cierta información, el procedimiento puede imposibilitar conocer algunos vicios ocultos del proceso de adjudicación. 

Te hablo de contratos de alquiler con terceros, garantías, desperfectos o cargas no declaradas en la información de la subasta. Por lo que también tiene sus riesgos ex ante, al no conocer todos los detalles. 

Por otro lado conviene no hacerse muchas ilusiones con las subastas online de AEAT, porque las pujas a ciegas te impiden conocer quienes más están interesados en un mismo activo y como lo están valorando. Existe la opción de establecer pujas automáticas por tramos, pero no lo creo muy aconsejable. Ya que puedes ser víctima de acuerdos de precios encubiertos que buscan elevar el precio de salida de un lote. 

Si resultas adjudicatario de una subasta, deberás firmar el acta de adjudicación. Y el precio pagado en depósito si lo hubiese, se considerará pago a cuenta, quedando obligado a abonar el resto del precio en los 15 días siguientes. 

En caso de no pagar en ese plazo, se perdería el depósito y se anulará la adjudicación, pasando la opción de compra al segundo postor. Por lo que nunca debes descartar en un proceso de compra, que resultes adjudicatario a posteriori, porque alguien ha optado por desistir la compra del bien subastado.
Ahora que ya sabes cómo funcionan las subastas online ¿te atreves a invertir en inmuebles de subastas de embargos?

También te puede interesar:

0 comentarios :

Publicar un comentario

Participa en la conversación y déjame un comentario.