-->

lunes, 15 de octubre de 2012

Widgets

¿Qué es la tasa Tobin? Y por qué es un error aplicarla



No sé si recordarás que hace unos días Cristóbal Montoro, ministro de Hacienda, dijo que finalmente se iba aplicar en España la famosa tasa Tobin o impuesto a las transacciones financieras (ITF en adelante).

La noticia ha pasado de puntillas y probablemente pienses que eso a ti ni te va ni te viene. Pero es una medida que puede tener mas consecuencias de las que se cree que tendrá en inicio.

Así de primeras, suena muy bonito y progre eso de decir que se va a gravar con un impuesto la especulación, para que los ricos paguen más y bla, bla bla. Pero a parte de ser una contradicción más, de lo que dijo el ministro que no iba a hacer y al final ha terminado haciendo, el problema es que es una patada más en los higadillos de la clase media.

Sigue leyendo que te cuento que es la tasa Tobin y por qué es una mala idea aplicarla.


Originariamente la tasa Tobin fue una propuesta de los años 70, del premio Nobel de economía James Tobin. Cuyo objetivo era aplicar un cargo adicional en los movimientos especulativos sobre divisas, con objeto de reducir la volatilidad en los tipos de cambio. 

Y para entender la propuesta de Tobin, hay que entender además el contexto. Y es que en aquel año, en 1971, Richard Nixon presidente de EEUU por aquel entonces, eliminó el patrón oro que se utilizaba desde Breton Woods para establecer el valor del dólar. 

Por lo tanto la tasa a las transacciones financieras, nació como consecuencia de la ruptura del patrón oro y para dar estabilidad a los tipos de cabio del resto de divisas con el oro. Lo que pasa es que desde los años 90 y ahora desde 2008 con la crisis financiera, los movimientos antiglobalización han hecho suya la tasa Tobin. Argumentando que la libre circulación de capitales desestabiliza las democracias. Y que con el ITF, se frena el poder del sistema capitalista.

Asi que el ITF está mal llamado como tasa Tobin. Porque lo que se pretende no comulga con el objetivo que tenía el autor de la idea inicial.

Suena idílico pensar que si aplicas una mínima comisión adicional a todas las operaciones sobre sobre cualquier activo financiero que se intercambie en un mercado, puedes recaudar no se cuantos mil millones que van a destinar a fines sociales y así puedes controlar y evitar las crisis mundiales.

Pero es el cuento de la lechera. Al final, lo que pasa es que el mercado no permanece ceteris paribus tras la aplicación de un coste adicional. Ni mucho menos. El mercado reacciona. Y no es necesario hablar de cuestiones teóricas para hacerse una idea de cual poder su efecto. Se puede saber cual es el impacto en el mercado, porque ya ha habido experiencias previas como el caso sueco, que por cierto fue un fracaso.

En 1984 en Suecia introdujeron un 0,5% de ITF en la renta variable tanto en las compras como en las ventas y posteriormente en 1989 un 0,02% en la renta fija. El volumen de mercado negociado se desplomó. Las previsiones recaudatorias quedaron muy alejadas de la realidad. Y al final, el gobierno sueco terminó por suprimir la tasa en 1991. Tras hacerlo, el mercado incrementó notablemente su volumen y ganó competitividad.

El gran absurdo de aplicarlo en unos países si y en otros no, hace que los grandes operadores de mercado, puedan operar desde otros países para evitar el sobrecoste. Mientras que machacan a los inversores particulares del país que lo aplica.

Los bancos, los fondos de inversión y resto de instituciones financieras no son idiotas. Lo que van a hacer es trasladar el sobrecoste de la tasa Tobin a los clientes minoristas. Añadiendo así otro agujero más al maltrecho bolsillo del ahorrador español, después de los cambios de la fiscalidad de las acciones, aprobados y previstos para 2013.

Por otro lado, al aplicar la tasa Tobin en España y no en otros países, puede hacer que un volumen importante de las operaciones se desvíe a otros mercados. Hundiendo los volúmenes de negociación y reduciendo la liquidez del mercado. Lo que podría hacer desparecer a las agencias de bolsa pequeñas, reduciendo la oferta de intermediarios. 

Si finalmente se aprueba la tasa Tobin, ni se te ocurra comprar BME hasta pasado un tiempo, porque será una de las acciones mas castigadas. Puesto que lo mas normal es que como ocurrió en Suecia, baje la contratación y con ella los ingresos de BME.


Ahora que sabes que es la tasa Tobin, tú que crees, ¿Qué se pretende implantar simplemente para intentar recaudar algo de dinero? O ¿para perseguir a los malvados especuladores y redistribuir mejor la riqueza? 

Personalmente creo que es una medida más para robar un poco mas de dinero de la cartera de la clase media por que no hay dinero. Y ya de paso quedar como un noble Robin Hood que roba a los ricos para dárselo a los pobres. Pero de eso me parece que nada de nada. Porque los brokers profesionales operan por todo el mundo para sus bancos de inversión, pero liquidan sus operaciones de forma centralizada en un único país, es ocasiones además paraíso fiscal. 

También te puede interesar:

0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Participa en la conversación y déjame un comentario.