17 reglas de seguridad financiera de Harry Browne

fail-safe-investing-harry-browne


Hay ciertas personas en el mundo de la inversión que han dejado para la posteridad a las generaciones futuras un auténtico tesoro, plasmado en unos cuantos párrafos reunidos en un libro. Algunos de estos referentes para cualquier inversor, no son demasiado conocidos fuera de Estados Unidos. Pero eso no significa, que no hayan dejado un legado con un contenido de alto valor para cualquier inversor esté donde esté.

Con esta píldora de conocimiento que quiero compartir contigo, pretendo aproximarte al que se le atribuye ser el padre de la cartera permanente. Un modelo de cartera de inversión robusto, diseñado para soportar las inclemencias del escenario financiero más pesimista que te puedas imaginar. Te estoy hablando de Harry Edson Browne
 
Este difunto candidato a la presidencia de los Estados Unidos en 1996 y el año 2000 por el partido libertario, que hizo fortuna con las materias primas en los años 70, escribió varios libros de inversiones plasmando su experiencia, impresiones y conocimientos, adquiridos a lo largo de su carrera como analista y asesor financiero. Por desgracia, algunas de esas publicaciones, ya no se han vuelto ha reeditar y sólo pueden conseguirse en el mercado de segunda mano.
En uno de sus títulos, inversión a prueba de fallos o Fail-safe investing, Harry Browne enumera las 17 simples reglas de seguridad financiera que cualquier persona que quiera preservar sus ahorros, para hacerlos crecer y tener una jubilación tranquila, debe recordar siempre. Es verdad que cuando lo leas puedas pensar que son evidentes. Pero no por ser menos simples, son menos efectivos. 
1.      Construye tu riqueza con tu trabajo
La base de tu riqueza está en el trabajo. El primer pilar de tu proceso inversor, es el dinero que generas con tu empleo, tu profesión o tu negocio. El segundo paso dentro del proceso y no menos importante, es el hábito del ahorro. Dados los dos primeros pasos del camino, el tercero debe ser invertir sin buscar atajos. Estableciendo un plan que proteja y rentabilice los ahorros que generas mes a mes con tu trabajo. Dicho plan debe ser lo mas simple posible, para evitar caer en la tentación de abandonarlo. 
2.      No cuentes con recuperar una pérdida patrimonial
Si inviertes, asumes riesgos. Y si las cosas van mal, puedes perder todo o parte de tu dinero. Puedes reponerte de un revés, pero no cuentes con ello. El éxito de la inversión, depende de muchos factores que escapan a tu control y que están en constante cambio. Por esa razón necesitas encontrar un camino para proteger tu dinero ante cualquier situación que pueda surgir. El primer paso es dar el valor que se merece al dinero que tanto esfuerzo te ha constado reunir y decir NO a cualquier proposición que ponga en riesgo todo tu patrimonio. 
3.      Reconoce la diferencia entre inversión y especulación
Muchas veces los inversores se ven en el problema de que están especulando cuando ellos piensan que están invirtiendo. Si no eres capaz de entender la diferencia entre invertir y especular, te estas poniendo a ti y a tu patrimonio en un serio problema.
Inviertes cuando aceptas que la rentabilidad que puedes esperar, es la que ofrece el mercado. Mantienes tu posición a largo plazo sin intentar hacer market timing con tus inversiones (entrar y salir) ni tratar de adivinar que sector lo hará mejor el próximo año. Si mantienes una parte de tus ahorros en una cuenta o en un depósito bancario. Si mantienes una cartera de inversión suficientemente diversificada, donde al menos uno de los activos lo hará bien en cualquier contexto de mercado y de forma descorrelacionada al resto de inversiones.
Especulas cuando intentas batir al mercado seleccionando acciones, fondos o sectores, asumiendo que tienes información que los demás no tienen o que tú eres capaz de interpretarla mejor. Mueves tu dinero dentro y fuera del mercado según crees y entiendes que se comportará en el futuro próximo. Si basas tus inversiones en las expectativas de económicas globales o de tu país. Si usas análisis fundamental, análisis técnico, análisis macro o de ciclos económicos, para predecir qué y cuando comprar y vender.
Ojo, no hay nada de malo en especular. Pero si realmente estás convencido de que quieres diseñar un plan de inversión para proteger tus finanzas, no puedes jugarte tu seguridad financiera en una apuesta. 
4.      Aléjate de los charlatanes y vendehúmos
Vivimos en un mundo incierto donde nadie sabe nada. Casi siempre que tomas una decisión, lo haces desde un conocimiento incompleto. Puedes hacer tus mejores elecciones, pero dado que no puedes controlar las acciones de los demás, nunca sabes a ciencia cierta como se desarrollarán los acontecimientos.
Es fácil dejarse engatusar por los cantos de sirena que algún charlatán o vendehúmos, que dice ser capaz de predecir cuales serán las acciones o mercados que te harán rico la próxima década con su fabuloso método. Pero es de incautos creerles. Los precios de las acciones se mueven aleatoriamente, y nadie tiene el poder infalible de eliminar la incertidumbre sólo para que tu te hagas millonario. 
5.      No esperes que nadie te haga rico
Si lees algunas de las muchas publicaciones financieras que puedes encontrar, es posible que llegues fácilmente a la conclusión de que contratando los servicios de cierto profesional o que invirtiendo en determinado fondo de inversión estrella, podrás batir al mercado fácilmente y sin riesgo, haciendo multiplicar tus ahorros rápidamente. Hay un montón de presentaciones de grandes magos de las finanzas que organizan eventos por ahí, enseñando con grandes adornos sus excelentes track records y habilidades inversoras, que te harán creer has estado perdiendo el tiempo has ese preciso momento. En el que, por su puesto, decidido y confiado, pasarás a dejar que gestione tu dinero. Pero hay una máxima de oro que curiosamente siempre suele cumplirse.
Los expertos en inversiones con un perfecto track record hasta ahora, perderán su toque mágico tan pronto como empieces a confiar en sus consejos o a invertir con ellos.
En general e independientemente del cargo que ocupe, hay dos grupos en el que se pueden agrupar los expertos en inversiones:
-          Helpers: Personas que usan sus conocimientos y experiencia para ayudarte a crear una cartera de inversión adecuada a tus necesidades y que te explican cómo te ayudará a cumplir tus objetivos financieros.
-          Market Beaters: Personas que te recomiendan especular apara ayudarte a batir al mercado.
Ambos son asesores. Pero es más probable que preserves tu dinero con los primeros que con los segundos. Lo fácil sería pensar que un asesor o un gestor de inversiones con un excelente historial de rentabilidad, lo seguirá manteniendo en el futuro. Pero lo triste, es que, por pura estadística, el éxito de la mayoría de esos asesores o gestores que baten al mercado, se debe exclusivamente a una coincidencia o simplemente a la suerte. Y dado que no hay manera de distinguir al asesor o gestor verdaderamente con talento, del casual, es mejor que te quedes con los primeros. 
6.      No esperes que un sistema de trading te haga rico
El mundo de los mercados financieros, está lleno de listillos que dicen ser capaces de batir al mercado consistentemente. Y no sólo eso, estos profesionales, tendrán la cortesía de venderte su sistema de trading infalible a un módico precio. Pero incluso aunque encontrases un sistema que aparentemente funcionó durante cierto tiempo, no hay ninguna garantía que de vaya a seguir funcionando en el futuro. Muchas veces precisamente suele ocurrir que esa fórmula de inversión dejará de funcionar en el preciso momento en que comiences a invertir tu dinero con él. El mundo está en constante cambio y lo que funciona hoy, puede que mañana deje de hacerlo. Además, la gente en ocasiones suele confundir la suerte con sabiduría o habilidad. No lo olvides.
7.      Nunca inviertas con dinero prestado
Invertir con prestamos o apalancamiento amplifica los efectos positivos y negativos de tus operaciones. Dado que los riesgos aumentan, una mala operación puede llevarte de la riqueza a la ruina en un abrir y cerrar de ojos. Las deudas pueden ser muy peligrosas. Invierte sólo el dinero que tienes y trata de diversificar de forma que sea prácticamente imposible perderlo todo. 
8.      Toma tus propias decisiones
Muchas personas han dejado de sacar un buen rendimiento a sus ahorros, porque han delegado la gestión de sus inversiones en gestores o asesores financieros. Los cuales tienen potencialmente muchas opciones para ser deshonestos o simplemente incompetentes. Los conflictos de intereses son muchos y variados. Por mucho que se esfuercen, siempre cuidarás tú mejor de tu dinero, de lo que lo haría un tercero.  Invertir no tiene porque ser complicado. Si te conformas con la rentabilidad del mercado, es mucho más fácil y seguro que tu mismo construyas una cartera de inversión sencilla, que entregar tu dinero a alguien que no se juega lo miso que tú, para que lo gestione.
9.      Haz sólo aquello que entiendas
Nunca inviertas o especules en un activo que no entiendas. Sí lo haces, es posible que te salga bastante caro aprender que los riesgos a los que te exponías eran demasiado para ti. Ante la duda es mejor que no hagas nada o que dejes tu dinero en una cuenta, depósito o inviertas en Letras del Tesoro. Algún día, si haces un pequeño esfuerzo, aprenderás lo necesario para hacer alguna sencilla inversión con la que estés cómodo que te permita obtener un buen rendimiento.
10.  Diversifica los riesgos
Toda inversión o activo, tiene su momento de esplendor y sombra. Ninguna inversión es buena en toda circunstancia. Unas veces lo hace mejor la renta fija, en otras circunstancias es mejor el oro o los inmuebles y otras la bolsa. Depende del momento del ciclo y de las circunstancias. La clave es no confiar sólo en una sola inversión y tener varios activos no correlacionados repartidos en varias entidades o agencias de valores para aumentar tu seguridad financiera.
11.  Construye una cartera de inversión a prueba de balas
Para el dinero que vayas ahorrando con el paso de los años, necesitas una cartera de inversión que sobreviva a cualquier circunstancia que pueda acontecer. Para ello debes crear una cartera simple, descorrelacionada, diversificada y balanceada como la cartera permanente.
Necesitas cuatro componentes a partes iguales para cubrir todas las posibilidades. Acciones para épocas de crecimiento y riqueza. Renta fija a largo plazo para épocas de deflación y tipos de interés decrecientes. Oro para épocas inflacionistas donde el dinero pierde poder adquisitivo con el paso del tiempo. Y efectivo, para épocas de recesión y tipos de interés creciente.
Con esta cartera tu dinero estará seguro. Unas veces puede que suba a una tasa menor que la bolsa, pero rara vez sufrirá pérdidas importantes. Es una cartera estable. La volatilidad es realmente baja. Sólo una vez de cada diez sufrirás pérdidas en un año pase lo que pase y serán moderadas. Es muy simple a nivel de gestión. Lo único que hay que hacer es vender los activos que más han subido cuando superan el 35% y comprar cuando bajan del 15%. Y con esto puedes tener tu dinero libre de preocupaciones.
12.  Especula sólo con dinero que te puedas permitir perder
Harry Browne opina que no debes destinar ni un solo céntimo a la especulación. Ya que corre el riesgo de ser dinero perdido y desaprovechado. En el caso de que sientas el impulso irrefrenable de tratar de batir al mercado comprando tus acciones favoritas o invirtiendo en tus fondos estrella, no deberías destinar más del 5% de tus ahorros. Que en todo caso servirán para crear una segunda cartera variable. Que servirá para saciar tu faceta de jugador, tu ego y dar rienda a tus emociones. En cualquier caso, nunca inviertas un dinero que no te puedas permitir perder, ya que corres el riesgo de no recuperarlo.
13.  Pon alguno de tus activos fuera de tu país
Para una completa seguridad de tus ahorros, deberías colocar una parte de tu patrimonio fuera de tu país. Nunca se sabe lo que pasará dentro de 10, 15 o 20 años. Y lo que hoy te parece imposible, puede que ocurra. Una guerra o una gran crisis política o económica. Si se dan situaciones extremas como las vividas en Argentina o en Venezuela, al menos parte de tu dinero estará a salvo de expropiaciones, corralitos o devaluaciones. Y la verdad es que es relativamente fácil abrir una cuenta en el extranjero para proteger tu dinero.
14.  Saca ventaja ahorrando impuestos
Aproximadamente una tercera parte de lo que ganamos a lo largo de nuestra vida, se va en impuestos. Si lo piensas, estas constantemente pagando IVA en tu compra diaria, IBI por la casa, basuras, vados, impuestos de transmisión de patrimonio, AJD, impuestos de sucesiones, retenciones de IRPF en tu nómina o en los intereses de un depósito, cada vez que cobras un dividendo o vendes unas acciones con las que ganas dinero. Tratar de rebajar la factura no tiene por qué ser algo ilegal. Hay formas para pagar menos impuestos y diferirlos. Aplícalas a tu plan de inversión. A la larga tienen un gran impacto.
15.  Haz las preguntas correctas
A menudo nos equivocamos a la hora de elegir las inversiones que mejor encajan con nuestras necesidades, porque no nos hacemos las preguntas adecuadas. ¿Hay algún riesgo? ¿Es esta inversión segura? ¿Qué rentabilidad puedo sacar a esta inversión?
A estas alturas ya deberías saber que siempre hay riesgos, que no hay inversiones perfectamente seguras (ni siquiera guardar el dinero en casa o dejar el dinero en la cuenta lo es) y que la rentabilidad no lo es todo.
En lugar de estas cuestiones de verías hacerte otras como ¿en qué circunstancias esta inversión puede bajar? ¿Cuánto es lo máximo que podría perder con mi inversión en un año? ¿Cuánto puede fluctuar mi inversión en un mal año? Cuando no tienes un plan de inversión ni unos objetivos claros, puedes enfocar tus preguntas en aspectos que no te conducen a ninguna parte y que no son verdaderamente importantes.
16.  Disfruta de presupuesto para el placer
Tu riqueza no tiene valor si no puedes disfrutar de ella. Es fácil vivir al día, gastando todo lo que ganas sin guardar nada para el futuro y eso puede ser un problema. Pero es peor vivir con temor de no gastar demasiado por miedo a no tener suficiente para el futuro. Para evitar eso, establece de forma automática el porcentaje de tus ingresos que quieres al principio de cada mes y así podrás gastar el resto sin preocupaciones en aquello que te hace feliz.
17.  Siempre que dudes, elige la opción más segura
Siempre que te veas empujado a hacer algo que no entiendes. Cuando creas que la propuesta de inversión es demasiado sofisticada o compleja para ti. Si alguien te insiste para que tomes una decisión ahora y tienes el palpito de que puedes perder los ahorros de toda tu vida en una mala decisión, ante la duda a la hora de tomar una decisión de inversión, elige equivocarte en el lado mas seguro.
Como ves, a pesar de que estas 17 reglas de seguridad financiera de Harry Browne fueron escritas hace muchos años, hoy siguen tan vigentes como el primer día en que fueron descritas. Siguiéndolas, seguramente no te harás rico. Pero tampoco pondrás nunca en riesgo tu patrimonio y posiblemente obtendrás con facilidad y sin complicarte demasiado, rentabilidades mejores que siguiendo las recomendaciones del asesor de tu banco.
Hasta aquí mi resumen. Si quieres leer la versión extendida y original de las reglas de Harry Browne, así como los comentarios de la segunda parte, puedes comprar el libro Fail-Safe Investing por unos 15€. Probablemente el dinero mejor gastado, el que decidas invertir en conocimiento. 

También te puede interesar:

8 comentarios:

  1. Muy buena entrada ,de momento intento hacer todo lo q dice.
    Tengo la espinilla de salir al exterior ,pero me da respeto.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias José María. No es tan complicado abrir una cuenta en el extranjero y poner una parte de tus ahorros fuera de España. Hoy con internet es realmente fácil. Un saludo.

      Eliminar
  2. Muy buenos consejos de sentido común. Por poner un pero. Con los mismos argumentos del propio Harry... , que la cartera permanente haya funcionado bien en los últimos 40 años, no quiere decir que vaya a seguir haciéndolo bien en el futuro. ¿O sí?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Juanjo71.

      Los consejos de Harry Browne no están encaminados tanto a rentabilizar el dinero sino a preservar el patrimonio con un mínimo de rendimiento y proteger tu dinero ante cualquier escenario. Y en ese aspecto, la cartera permanente ha resultado ser una solución que ha funcionado muy bien.

      Un saludo.

      Eliminar
  3. Muy de acuerdo en casi todo, pero lo del punto 3... Hace tiempo yo también pensaba que había diferencia entre especulación e inversión, a día de hoy he aprendido que esa diferencia realmente no existe, que únicamente son etiquetas que ponemos para diferenciar lo que hacemos de lo que hacen los otros. Pero es que según el punto 3 de este post hasta Warren Buffet es un "vil" especulador...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, muchos predican una receta que luego no practican. Porque mas de un gestor value habla de inversión cuando en realidad especula a muy corto plazo y en lugar de invertir value, lo hace momentum o growth. Hay mucho marketing. Pero inversión lo que se dice inversión de verdad y baja rotación, pocos cumplen.

      Un saludo.

      Eliminar
  4. Muy interesante,
    conoce algún fondo de inversión que utilice ésta técnica?
    Un saludo y gracias por su trabajo,
    Anton

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Anton.

      En Estados Unidos el Permanent Portfolio Permanent I PRPFX y sus seguidores e inversores muchos. Pero ni en España ni en Europa conozco nada parecido.

      La única opción que conozco es montártelo por tu cuenta con ETFs. Pero con el inconveniente de que en los rebalanceos hay que vender y comprar, con le consiguiente impacto fiscal.

      Yo creo que si la gente conociese más esta distribución de activos y modelo de gestión en España, triunfaría. Pero apuesto a que a la industria de fondos en nuestro país, monopolizada por los bancos, no le interesa que eso pase, del mismo modo que no quiere que se expanda la inversión indexada.

      Un saludo.

      Eliminar

Participa en la conversación y déjame un comentario.

Con la tecnología de Blogger.