Cómo ahorrar tiempo y dinero con tu negocio desde sus inicios


ahorrar-tiempo-dinero-negocio

Una de las razones por las que muchos negocios fracasan y terminan echando el cierre, son los elevados costes fijos en los que incurren desde el principio. 

Mucha gente tiene la idea equivocada de que para su negocio eche a andar, tiene que tener absolutamente todos los recursos disponibles desde el minuto uno, sin ni siquiera haber testado en qué medida, su modelo de negocio puede funcionar. 

Mi recomendación es que pongas en marcha tu negocio con el mínimo posible para que sea viable. Y una vez has empezado a generar ingresos, sólo en ese momento si lo necesitas, puedes ir poco a poco dotando de más y mejores servicios a tu negocio. 

Otro de los grandes lastres que debes evitar, es no delegar tareas. Cuando empiezas desde cero una actividad o un negocio, lo normal es que te parezcas más a un hombre orquesta multitarea que aun empresario de verdad. Lo haces tú todo o casi todo. Pero en algún momento tienes que ser capaz de desprenderte de ciertas tareas y dejar que otro se ocupe. 

Por esa razón quiero contarte algunos recursos que puedes utilizar bien desde el principio o lo largo de toda la trayectoria de tu actividad, para que puedas ahorrar tiempo y dinero con tu negocio

Yo siempre he sido partidario de que las cosas cuanto más simples y sencillas mejor. Y en lo que se refiere a montar un negocio desde cero, mi recomendación para que asumas los menores riesgos posibles, es que seas lo más flexible que puedas. 

En el sentido de que como no sabes cómo te va a ir, deberías de tener la capacidad de ajustar tu estructura o cambiarla, en función de los resultados que vayas obteniendo. 

Me explico. Si por ejemplo vas a montar un negocio de servicios profesionales en que tengas que recibir de cuando en cuando a algunos clientes  o reunirte con algunos colaboradores, en lugar de alquilar o invertir en un despacho o comprando un local para adaptarlo a tus necesidades, alquila lo que necesites, sólo cuando lo necesites. 

Hoy día en la mayoría de grandes ciudades, se pueden alquilar salas de reuniones o despachos habilitados con todos los servicios de una oficina, para las situaciones en que te hagan falta. Y de ese modo te evites comprometerte al pago de un alquiler todos los meses. 

Muchas profesiones o servicios hoy día, pueden prestarse con un teléfono móvil y un portátil. Si me apuras, con una página web corporativa y tú visitando a los clientes, suficiente. 

A lo mejor piensas que si tu negocio no va de eso y que necesitas un sitio donde guardar tus herramientas de trabajo o donde almacenar tus stocks de tienda, no puedes permitirte lujo de no tener un local o un punto físico.

Puede  ser, pero del mismo modo que en el caso anterior, no tienes por qué hacer una inversión muy importante, si realmente no lo necesitas. 

Imagínate que eres fontanero y necesitas un sitio donde guardar tus herramientas de trabajo o que eres representante comercial de materiales de construcción y necesitas un sitio donde guardar las muestras. Para ir y venir constantemente, coger y dejar cosas. Pues también existen soluciones para eso. 

Concretamente hay sitios donde alquilar almacén con un nivel de seguridad muy alto y con un horario muy amplio, para que se adapte a tus jornadas de trabajo. Un recurso que puede serte muy útil, si como te digo, necesitas a diario un lugar en el que guardar tus cosas de trabajo. 

Puedes visitar la web de Trastering para que te hagas una idea de cómo funcionan este tipo de alquileres de trasteros. Lo bueno que tiene es que puedes ampliar o reducir el tamaño, en función de lo que necesites. Y te ahorras los costes de mantenimiento de tener un local o un almacén. 

Si de dedicas a comprar y vender artículos por internet, un sito como estos puede ser un buen lugar en el que ir almacenando tus compras y recoger tus productos cuando tengas que hacer un envío para una venta. O directamente tener un sitio por poco dinero, en el que quedar con el cliente para enseñarle la mercancía y cerrar una venta. 

Lo mismo te digo si necesitas un espacio de trabajo barato. Hay un montón de oficinas de coworking, en las que puedes ir los días que necesites para hacer trabajos de oficina, que se pueden adaptar a un montón de profesiones. 

Por poder, puedes hasta alquilar una dirección compartida como sede social o domicilio profesional, en el que recibir tu correspondencia. Hasta puedes subcontratar a una secretaria virtual o teleoperadora por horas, si necesitas que alguien atienda llamadas de tus clientes y te haga parte del trabajo administrativo, sí que esas tareas te interrumpan y poder de dicar tu tiempo a lo que de verdad te permite ganar dinero. 

Piensa que si haces un trabajo en el cobras una tarifa hora, la cantidad máxima de dinero que puedes llegar a ganar, está limitada por el máximo tiempo de que dispones. Todos esos trabajos menores que te roban tiempo, si puedes delegarlos en otra persona, merece la pena mientras te cueste menos de lo que dejarías de ingresar por hacerlo tú mismo. 

Como ves, la estructura de costes fijos para empezar con un negocio, no tienen por qué ser muy altos, ni tienen por qué ser fijos. Cuanto más simple y más flexible mejor. Y menos riesgo de inversión inicial. Y si no funcionan, no te quedas arrastrando el tropiezo de  las deudas de un negocio fallido. 

También te puede interesar:

1 comentario:

  1. Excelente, muy buenas recomendaciones, gracias.
    Aprovecho para comentarles sobre el curso de estrategias cuánticas dictado por Fernando Martínez Gómez-Tejedor, totalmente gratis a través de Facebook el cual comprende desde el nivel 1 hasta el 3. Actualmente se esta dictando el nivel 3, el curso cuenta con material didáctico y teórico otorgado por Fernando Martínez Gómez-Tejedor y va dirigido para los interesados en mejorar sus estrategias. Puede encontrarlo en Facebook colocando: "Curso gratis interactivo de estrategias cuánticas".

    ResponderEliminar

Participa en la conversación y déjame un comentario.

Con la tecnología de Blogger.