BURBUJAS ESPECULATIVAS | LA NUEVA FIEBRE DEL ORO

El oro siempre ha sido un valor refugio. En épocas de crisis como la actual, es el incremento de la demanda en busca de una inversión segura lo que le hace subir de valor. Sin embargo estamos viendo como se están superando cotas de valoración record que ya hacen plantearse el sentido de tan irracional espiral al alza.
Los motivos que apoyan esta subida vertical del oro parecen explicarse en la creciente demanda del consumo en países como China e India, unido a especulación que gira entorno a la totalidad de las materias primas.
Al calor de esta nueva fiebre por el oro, han surgido por todas partes numerosos establecimientos de compro-oro, que intentan enriquecerse por dos vías. A costa de las necesidades de mucha gente que lo está pasando mal por la crisis y que malvende las joyas familiares para seguir tirando. Y Por otro lado el incremento del valor del metal, que se sitúa ya en más de 1.500$ la onza de oro, desde los 875$ con que arrancó el 2009.
La necesidad de unos y la codicia de otros, conforman el caldo de cultivo idóneo para formar una burbuja especulativa. Para seguir alimentando la demanda como en toda burbuja, es necesario que haya otros “primos” que pongan su dinero para entregárselo a  otros que saltan de la inversión con sus ganancias. Esto aunque parezca una obviedad, sucede constantemente con diversas clases de mercados sobrevalorados en los que los precios suben incesantemente y todos quieren beneficiarse de las ganancias. No aprendemos de los errores del pasado.
De hecho, existe una teoría popular en el mercado, que explica el comportamiento de los inversores en la formación de burbujas especulativas. “The bigger fool theory”, o la teoría del tonto mas grande, viene a plasmar que el tonto mas grande será aquel último inversor compre un activo, después de muchos otros inversores y a pesar de encontrarse a un precio sobrevalorado, después de él se encuentre con que no haya ninguno más dispuesto a adquirir dicho activo. Siendo ese el momento en el que el mercado se venga abajo. Por lo tanto, las burbujas continúan hasta que los tontos que invierten en un mercado inflado a precios irracionales, encuentran otros más tontos dispuestos a pagar un precio más alto aun por esos activos sobrevalorados.
Lo que debe de llamarnos la atención para saber detectar y anticipar este tipo de enajenaciones mentales transitorias de los inversores, por llamarlo de alguna forma, es que los analistas, los periódicos, los medios de comunicación en general e incluso el panadero de la esquina recomiendan comprar cierto activo en cuestión. Cuando esto sucede, puede ser que haya llegado el momento de retirarse o si no se está invertido de quedarse fuera.
Aplicado a la evolución del precio de oro, puede que haya habido en su momento razones de fundamento para creer en que el incremento de su valor era razonable. Sin embargo, llegando a las cotas actuales, como poco hay que invitar a la prudencia. También los pisos en España subían año a año de precio durante mucho tiempo, y al final eso se acabó.
Hay quien augura valoraciones de 2.000$ la onza para fina les de 2011. Por mucho que el oro históricamente siempre se haya revalorizado con el tiempo, es conveniente que impere el sentido común. Cuidado con no ser el último tonto en comprar el ETF de oro de moda.
 En la siguiente página, se pueden consultar las cotizaciones de los metales preciosos:
http://www.kitco.com/market/

2 comentarios:

  1. Hace tiempo estuve a punto de comprar una Onza de Oro pero al final me eché atrás. Me hubiera sacado un dinero extra sin hacer nada.
    saludos, interesante blog, excepto el dibujo de la escalada del Euribor, que tenía que ser para abajo, jeje

    ResponderEliminar
  2. Oro, mejor inversión, cero riesgo, no tiene lucha con la inflación, su valor es independiente al de las bolsas. me refiero al oro físico asignado como titulo valor al inversor a través de un ente fiscal que ejerce la auditaría a su proveedor, mas otras razones.saludes excelente la pagina

    ResponderEliminar

Participa en la conversación y déjame un comentario.

Con la tecnología de Blogger.