-->

jueves, 11 de mayo de 2017

Widgets

Cómo conseguir dinero para gastos imprevistos cuando no tienes otros recursos



gastos-imprevistos

El ahorro genérico sin una finalidad concreta, suele ser el principal motivo de ahorro de los españoles. Sin embargo, no todo el mundo es tan previsor o simplemente no todo el mundo tiene capacidad para ahorrar dinero mes tras mes. Por eso es interesante saber cómo conseguir dinero para gastos imprevistos, cuando no se tiene un fondo de emergencia del que tirar. 

Y en este punto los minicréditos al instante, son probablemente una buena solución. Especialmente para esas situaciones en las que hay que disponer urgentemente de un dinero, para solucionar un problema y no hay tiempo de papeleos ni justificaciones. 

El canal tradicional de financiación de la banca, es normalmente bastante lento. Y no suele ver con buenos ojos la concesión de pequeños préstamos rápidos a sus clientes con necesidades de dinero rápido o la autorización de descubiertos o anticipos de nómina y pensión. 
Normalmente en la banca tradicional ocurre justamente lo contrario. Los clientes que tienen dinero, son informados de que disponen de una línea de crédito o de un préstamo preconcedido, que no suelen necesitar. Pero que pueden disponer de forma automática en cualquier momento si les surge la necesidad.

Lo curioso de todo esto es que las cosas pueden cambiar mucho en poco tiempo. Hoy tienes dinero y unos meses después por una serie de circunstancias la vida se te complica. Y donde te daban dinero sin preguntar, ya no quieren saber nada de ti. 

Por eso conocer canales de financiación rápida y sencilla por internet, como QuéBueno, puede ser muy interesante, porque puede sacarte de un apuro. 

A través de estos intermediarios financieros alternativos a la banca, puedes conseguir la cantidad de dinero que necesitas, para cubrir esos gastos imprevistos que pueden surgir en cualquier momento. 

Incluso puede darse el caso de que tengas el dinero, pero no puedas o no quieras disponer de él, porque tienes plusvalías importantes unas inversiones que no quieres realizar o por el contrario, no quieres asumir pérdidas, pero necesitas un poco de dinero de forma urgente

Me acuerdo que mi madre tenía la costumbre de quedarse con lo justo para pasar el mes y ahorrar todo lo que podía juntándolo con otro dinero para poder comprar unas Letras del Tesoro en los años en los que pagaban buenos intereses. Era su manera de asegurarse que no gastaba de más. Pero apuraba tanto, que a veces no tenía lo suficiente para un gasto imprevisto

Unas gafas rotas, una avería en el coche, esa excursión con la que no contabas. Y por no pedir dinero a nadie hasta que volviese a cobrar tiraba como podía. O simplemente tenía que esperar a volver a cobrar para ponerse al día. 

Hoy sin embargo, se puede hacer un uso inteligente y responsable de los créditos rápidos que puedes pedir por internet, para ayudarte a salir de un problema económico puntual. 

Puedes considerarlo como el descubierto en cuenta o la línea de crédito que tu banco no te autoriza, cuando el mes que se te juntas con varios recibos, te quedas con la cuenta temblando. Y conocer esta vía alternativa, te puede servir como recurso para atender esos gastos imprevistos extra, que te rompen las cuentas del mes. 

Al menos hasta que puedas recomponerte y empezar a ahorrar de nuevo, este es un camino más que puedes utilizar para tener algo más de cintura en tus finanzas personales cuando las cosas se complican. 

También te puede interesar:

0 comentarios :

Publicar un comentario

Participa en la conversación y déjame un comentario.