-->
Mostrando entradas con la etiqueta Quantitative easing. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Quantitative easing. Mostrar todas las entradas

domingo, 21 de agosto de 2011

QUANTITATIVE EASING 3 | NO LUCHES CONTRA LA FED

Cuando en junio de este año el QE2 estaba a punto de llegar a su fin me preguntaba si también sería el fin de las subidas en los mercados. A penas dos meses después los mercados se han derrumbado con un mes de agosto tremendamente negro, que ha arrastrado a muchos valores a precios que no se veían desde hace dos años.
Coincidencia o no, en el momento en que la Reserva Federal dejó de administrarle la dosis de liquidez al sistema todo se derrumbó. En ese momento también existía la incertidumbre de si se llegaría a alcanzar un acuerdo sobre el techo de deuda en Estados Unidos. Superado este hito quise pensar que lo peor había pasado. Pero ya no por los problemas en Europa, sino por un renovado temor de que Estados Unidos podía recaer en recesión tras varios datos macro bastantes flojos, de repente todo cambió y se tiñó de rojo.
            En junio como ya dije, decidí cerrar largos en basé a que asumí que el mercado alcista había terminado con el QE2. El mercado ha sufrido una dura pero también sana y necesaria corrección que puede dar pié a plantearse que podría ser un buen momento para reincorporarse al mercado. ¿Por qué?

domingo, 12 de junio de 2011

EL QUANTITATIVE EASING (QE2) LLEGA A SU FIN | ¿ADIÓS A LAS SUBIDAS?

La droga dura de la FED se termina y parece que con ella también las subidas y la calma en los mercados. Desde que a finales de 2010 se aprobase el segundo paquete de estímulos de la economía americana las bolsas no han parado de subir al otro lado del atlántico. Bueno, las bolsas, las materias primas, el oro, el PIB, todo en definitiva todo.
Estos parecen ser los efectos de la terapia de la FED a base de una buena dosis de billete verde. El problema es ver cuáles van a ser los efectos secundarios. De momento el mercado sabe que esto se acaba el 30 de junio y Ben Bernanke que había estado muy callado estas últimas semanas parece que no tiene en mente un QE3. Además se vuelve a especular con fuerza sobre una crisis de deuda que abra las puertas a la recesión en EEUU para el 2012, por no hablar del aterrador riesgo de default o retraso en el pago de la deuda por parte de EEUU. Circunstancias que no han hecho otra cosa que abrir la puerta a las caídas.