-->

lunes, 13 de noviembre de 2017

Widgets

Ideas de negocio sencillas y con sentido común para 2018


ideas-de-negocio-sencillas-2018

Si andas pensando en montar un negocio, pero no se te ocurre ninguna idea que te convenza, no te compliques. Las cosas complejas no tienen que ser más rentables que ideas de negocio sencillas y con sentido común. Mira a tu alrededor y reflexiona sobre lo que funciona y por qué. 

Yo te traigo algunas ideas, pero antes un recordatorio que funciona extraordinariamente bien para cualquier cosa que se te ocurra. Piensa que habilidades tienes y cómo puedes ayudar a la gente. Si sabes hacer algo que soluciona los problemas de mucha gente, nunca lo hagas gratis. Si te decides por una idea de negocio sencilla nada original, trata de proporcionar un trato fuera de lo común, no hay nada más efectivo para diferenciarte. 

Son consejos que por evidentes que parezcan, no viene nada mal recordar. Muchas veces la diferencia entre el éxito de un negocio sencillo y el fracaso de alguien que ofrece exactamente lo mismo, es esa pequeña diferencia.

Cada vez que nos juntamos en casa de mis padres y vuelvo a probar esa comida casera que me hace mi madre, siempre pienso, que es imposible que alguien no pague por probar un bocado así. Y cuando la llenamos de elogios por la comida, no sé cuántas veces me habrá dicho mi madre, que tenía que haber montado un bar, porque seguro que habría tenido mucho éxito.

Hay mucho talento en la cocina de muchas madres. Seguro que son muchos los que dicen que como la comida que hace su madre no hay nada mejor en el mundo. 

Por eso una vez pensé, si reuniese los mejores platos de cocina casera en la carta de un restaurante, es imposible que no funcione. 

Ahora hay mucha oferta de comida étnica, mucha cocina de vanguardia y mucho congelado. Donde estén una buena ración de croquetas caseras, que se quite todo lo demás. 

Y siempre me imagino algo así como un restaurante que llamaría “restaurante 8 madres, lo mejor de cada casa”. Pero con comida casera de verdad. Eso requiere tiempo y cariño en la cocina, pero seguro que muchos que comen fuera de casa por trabajo, lo agradecerían, comerían con gusto y pagaría con satisfacción. ¿No te parece una idea de negocio sencilla? El sentido común me invita a pensar que sí. Ahí lo dejo. 

Otra cosas que suele funcionar muy bien para exprimir al máximo una idea de negocio común y sencilla, es enfocarte a un nicho de clientes, dentro de un nicho de negocio. 

Por ejemplo, imagina que eres profesor de natación titulado y te quieres ganar la vida enseñando a nadar. Bueno, eso de por si no te diferencia mucho. Tienes tu público, pero la oferta también es muy amplia. 

Bueno, pues intenta pensar y vete un poco más allá. Dar clase a adultos que no saben nadar. Bien para esto también se suelen ofertar clases. E incluso hay cursos públicos para personas mayores. 

Y que tal clases o cursos de natación privados para adultos que tienen vergüenza. Aquí hay una doble necesidad y motivación, aprender a nadar y hacerlo sin exponerse a las miradas de otros que pueden dificultar su progreso. Y por supuesto vas a poder cobrar más, porque se trata de un servicio particular y exclusivo. Un monitor y una persona dedicada al alumno. 

Esta doble motivación la puedes encontrar en muchas otras áreas de aprendizaje, como pueden ser los idiomas o el entrenamiento personal. Hay gente que está en tan mala forma y parten desde un nivel tan bajo, que participar en una clase de grupo les impide dar el paso. Luego también sería válido para un entrenador personal privado. 

Parecen cosas lógicas ¿no? Son ideas de negocio sencillas, que tienen componentes emocionales, que van a impulsar a tus clientes potenciales a pagar más, por un servicio exclusivo que les permita resolver las carencias que tienen.

Más cosas que puedes hacer para montar un negocio, es hacer de tus pasatiempos favoritos una fuente de ingresos. Por ejemplo, si eres un amante de la fotografía y tienes un móvil con una buena cámara, puedes hacer negocio de las instantáneas que saques cuando sales a dar un paseo por la ciudad y venderlas en un banco de imágenes. No te páginas la demanda que tiene para ilustrar blogs, campañas publicitarias, etc.  

Otra de las ideas de negocio sencillas y que más fáciles son de montar, es una empresa o un servicio de limpieza en hogares. No te imaginas el mercado que hay. Y evidentemente no requiere una inversión muy grande para ponerla en marcha. 

Como ves, si tienes dos manos y algún conocimiento o habilidad que sirva de ayuda a los demás, es difícil que no puedas montar algo con lo que ganarte la vida. Si estás en paro, a un poco de imaginación y ganas que le eches, es raro que no se te ocurra alguna cosa que hacer. 

También te puede interesar: 

0 comentarios :

Publicar un comentario

Participa en la conversación y déjame un comentario.