-->

lunes, 24 de octubre de 2016

Widgets

¿Es buen momento para comprar acciones de bancos españoles?

comprar-acciones-de-bancos

Si eres de los que piensa que la mejor inversión para tu dinero es la bolsa, puede que te estés preguntando si ha llegado ya la hora de comprar acciones de bancos españoles o aun conviene esperar.

No es fácil encontrar acciones con descuento. Y los bancos llevan tiempo estando baratos. Pero también, estos años de crisis han demostrado que, que lo barato sale caro. Pues la cotización de muchas acciones de bancos españoles, han recorrido un interminable camino hacia el abismo, que parecía no tener fin.

La duda es, si realmente ya ha llegado a su fin, estamos cerca del final o aún podemos ver hundirse más las cotizaciones de los bancos españoles.

Todo el mundo sabe que las condiciones actuales de bajos tipos de interés, son muy malas para el negocio bancario. Sin embargo esa situación, contrasta con las crecientes cuentas de resultados de muchas entidades financieras. Si ganan más dinero ¿cómo es que sus cotizaciones cada vez están más abajo? ¿Es momento de comprar acciones de bancos?

El negocio central de los bancos se sigue deteriorando. Comprar dinero barato para venderlo más caro vía prestamos, ya no sirve para alimentar la cuenta de resultados. La banca comercial sobrevive haciendo otras cosas, que hace un tiempo eran terreno exclusivo de otros agentes financieros.

Hoy te parece normal que un banco te venda todo tipo de seguros, pero hace unos años esto no era así. En poco tiempo y sin ser especialistas en ello, la banca comercial vende más del 50% de los seguros de todo el mercado. Lo que hoy es un pilar importante dentro de sus beneficios.

En el caso de la distribución de fondos de inversión, la hegemonía es mucho mayor. Nuevamente sin ser especialistas en banca de inversión, la banca comercial distribuye más de dos tercios de los fondos de inversión.

Pero no es sólo eso. Los bancos son cada vez menos bancos, porque su intrusismo les lleva a invadir territorios naturales propios de las tiendas de electrodomésticos o de las agencias de viajes. Un banco hoy, te vende y financia cualquier aparato electrónico para el ocio. Por darte un dato, este año Caixabank, con sus sucesivas campañas, ha conseguido vender más televisores que El Corte Inglés. Es un ejemplo de como las redes de sucursales bancarias pueden usarse como un arma letal, para vender cualquier cosa que se propongan.

Esto no es normal. Pero eso no quiere decir que en general los bancos españoles vayan mal. Lo que ocurre es que están trasformando su negocio para sobrevivir. Unos bancos  más rápido que otros.

Y ese proceso pasa por reducir costes y estructura fija, cerrando oficinas y ajustando plantilla. En los próximos años la robotización, los procesos tecnológicos, el cambio en el modelo relacional banco-cliente, va hacer que muchos empleados de banca que creían tener un trabajo para toda la vida, se queden en la calle. En muchos casos, les tocará en una mala edad y con un perfil difícilmente reciclable, porque no saben hacer otra cosa. Pero eso, no será problema de los bancos. Y los bancos podrán seguir siendo rentables, si orientan correctamente su negocio.

Comprar acciones de bancos españoles hoy, puede ser una inversión de futuro por varias razones.

El sector bancario español tiene un ratio de precio por capitalización entre valor contable de un 0,6 de media. Eso quiere decir que por cada 60 céntimos invertidos, si liquidasen el banco te deberían dar un euro. Y aunque es verdad que los beneficios van a la baja, como las cotizaciones han caído tanto, el PER para 2017 se mueve entre 8-10 en la mayoría de bancos.

Eso ha hecho ya que muchos gestores de fondos de inversión value, se hayan fijado en la banca y algunos hayan empezado a comprar. Algunos bancos son atractivos por valoración, pero también porque pueden ser objetivo de operaciones corporativas y ahí puede haber dinero para el accionista. Liberbank, Bankia o Banco Popular están en la lista de posibles comprados.

Por otro lado puede que el BCE tenga que recular en su política monetaria. Lo que aliviaría al negocio bancario tradicional. Si muchos bancos europeos empiezan a tener problemas de viabilidad por los bajos tipos de interés prologados en el tiempo, Mario Draghi se verá obligado a subir tipos de interés antes de lo previsto.

Es preferible eso, a tener que empezar a rescatar bancos. Por eso en Europa quieren que las fusiones empiecen cuanto antes. Así se pueden esconder debajo de la “alfombra” muchos problemas durante un tiempo.

Cambiando el enfoque, puede ser interesante comprar acciones de bancos españoles, por lo que dijo el presidente del BBVA, Francisco González, ya en 2015. “BBVA será una empresa de software”. Si eso es así, comprar acciones de BBVA puede ser invertir en uno de los líderes tecnológicos del futuro sector financiero.

Al final las telecos, las empresas de software y los bancos no están tan lejos. Bankinter ya intentó con su OMV creada en 2008 y enterrada en 2015, desarrollar un negocio transversal vendiendo telefonía móvil. Ahora con Bizum, los clientes ya son un número de móvil. Y con el Smartphone, el dinero de plástico y el efectivo irá desapareciendo progresivamente.

En definitiva, a corto plazo puede ser interesante comprar acciones de bancos españoles, si la coyuntura domestica mejora o empiezan los movimientos corporativos. Con una visión más largo plazo, los bancos más globales como Santander y BBVA lo pueden hacer mejor. Se benefician de los países emergentes y además están bien posicionados dentro de la transformación digital de la banca. 

También te puede interesar:

1 comentario :

  1. El único Banco que me interesaba es Bankinter y se me escapó cuando estaba bien mal a 2 euros en Bolsa, ahora ya a 7 euros ha subido bastante. Los demás ni tocar.
    Como te han gustado siempre los Bancos, yo pensaba que eras más de chicharrines.

    Saludos.

    ResponderEliminar

Participa en la conversación y déjame un comentario.